Las inversiones anunciadas por Mariano Rajoy en Cataluña, un “quasi delito” y otro nuevo atentado a la Constitución. “De Re Publica (XII)”

Mariano Rajoy anunciando las inversiones en Cataluña
Mariano Rajoy anunciando las inversiones en Cataluña, ante el desprecio de Presidente y Vicepresidente de la Comunidad Autónoma beneficiada por las mismas, en perjuicio de otras realmente más necesitadas. Ni uno ni otro asistieron al acto.
Las  inversiones anunciadas ayer por Mariano Rajoy en Cataluña ante el desprecio de Presidente y Vicepresidente de la Comunidad Autónoma beneficiada por las mismas, en perjuicio de otras realmente más necesitadas, me parecen sencillamente una indecencia, una inmoralidad, un “quasi delito“, un ATENTADO A LA MAL LLAMADA CONSTITUCIÓN de 1978, en sus artículos 2, 9, 14, 138 y 139, entre otros. Copio los dos últimos:

“Artículo 138

 

 

1. El Estado garantiza la realización efectiva del principio de solidaridad, consagrado en el artículo 2 de la Constitución, velando por el establecimiento de un equilibrio económico, adecuado y justo, entre las diversas partes del territorio español, y atendiendo en particular a las circunstancias del hecho insular.

2. Las diferencias entre los Estatutos de las distintas Comunidades Autónomas no podrán implicar, en ningún caso, privilegios económicos o sociales.

 

 

 

Artículo 139

 

 

1. Todos los españoles tienen los mismos derechos y obligaciones en cualquier parte del territorio del Estado.

2. Ninguna autoridad podrá adoptar medidas que directa o indirectamente obstaculicen la libertad de circulación y establecimiento de las personas y la libre circulación de bienes en todo el territorio español.”

 

Cuando el Gobierno de la Nación actúa con esta absoluta arbitrariedad, favoreciendo descaradamente en las infraestructuras a una Comunidad, Autónoma, cuando otras carecen de las mínimas estructuras de ese mismo tipo, llegando a darse el caso, de estar constituida la Comunidad, EXTREMADURA, por DOS PROVINCIAS: CÁCERES Y BADAJOZ, QUE AÚN NO ESTÁN UNIDAS POR AUTOVÍA, SIENDO LAS ÚNICAS DE ESPAÑA EN ESA SITUACIÓN -salvando las insulares, obviamente- ES DE JUZGADO DE GUARDIA. TAMPOCO DISPONEMOS DE FERROCARRIL EN CONDICIONES, pues las líneas actuales están obsoletas, habiendo sido las últimas en sustituir las traviesas de madera del siglo XIX, hace unos años, ese Gobierno está adoptando las medidas a que se refiere el artículo 139 en su apartado 2.

Las  inversiones anunciadas ayer por Mariano Rajoy  condenan a la población de una o varias Comunidades Autónomas a la emigración hacia las Comunidades favorecidas”

Cuando un Gobierno de la nación hace eso, está condenando a la población de una o varias Comunidades Autónomas a la emigración hacia las Comunidades favorecidas, pues les niega en las suyas las condiciones para el desarrollo de su vida personal, familiar y profesional en las mismas condiciones que los de las Comunidades favorecidas por las inversiones estatales.
Si además, eso se hace, ante el manifiesto desprecio de las autoridades de esa Comunidad, cuyo presidente se ausenta a vender su proyecto secesionista acusando al Estado de ser un opresor y su vicepresidente no asiste al acto porque no le dio la gana, asistiendo a una sesión de control del gobierno regional de la Comunidad en el parlamento regional, siendo la máxima autoridad en esa Comunidad, por lo que debió asistir, al menos por cortesía; cuando se consiente todo esto el Presidente del Gobierno del Reino de España está admitiendo públicamente que es un practicante del sadomasoquismo político.
España, ¡Dios, qué gran pueblo si tuviese buen señor!
Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0Email this to someone
Diego López Ordóñez

Diego López Ordóñez

Un chico de provincias, nacido en parto arriesgado en la víspera de la Nochebuena de 1948,. De los últimos españoles que llegaríamos a disponer de "Cartilla de Racionamiento", fui educado en el respeto a los mayores en edad, sabiduría y gobierno. Profesor de Geografía e Historia y Abogado, con bufete propio intervengo ante los diferentes juzgados y tribunales, incluido el Supremo, Me defino como monárquico, católico, liberal, Peón Negro y Palmari. Y por encima de todo patriota español.

Un comentario sobre “Las inversiones anunciadas por Mariano Rajoy en Cataluña, un “quasi delito” y otro nuevo atentado a la Constitución. “De Re Publica (XII)”

  • Wolfson
    el 29 marzo 2017 a las 11:48
    Permalink

    ¿Se darán por aludidos?
    ¿Pensarán que no nos enteramos de sus mangoneos y sus enjuages?
    Si así lo hicieren, además de sadomasoquistas, ¡NECIOS!

    Respuesta

Deja un comentario