Lecciones de genética para separatistas e insurrectos (2). Las polimorfismos: Todos nacemos vascos

LECCIONES DE GENÉTICA PARA SEPARATISTAS E INSURRECTOS (2). POLIMORFISMOS.
Las polimorfismos. Todos nacemos vascos

 

 

Los polimorfismos son las diferencias, a veces mínimas, en la secuencia del ADN de un individuo a otro. Cuanto menores sean, (caso de los miembros de una familia, por ejemplo) más cercanos estaremos, y viceversa.

 

 

 

Para ver los parentescos entre grupos de población se estudian los haplotipos. Un haplotipo es un grupo de polimorfismos que se repiten en los individuos de una población determinada. No indican una raza, sólo una secuencia genética heredada tras muchas generaciones que ni siquiera suele provenir de un antepasado “puro”, pues con los siglos se van produciendo emparejamientos con individuos —siempre de sexo contrario, de momento —de otras poblaciones.

 

 

“Se han realizado diversas investigaciones genéticas sobre la población vasca. Su perfil genético coincide prácticamente con el del resto de los habitantes europeos”

 

 

 

Por mucho que se cuide una población de “mezclarse” con otras y solo se empareje con los suyos (lo que se denomina endogamia), la cosa del amor es muy tozuda (recuérdese la clásica obsesión de los españoles con las rubias nórdicas), y al cabo de unos cinco mil años no queda apenas un 10% de los genes de los antepasados primigenios, por pocos cruzamientos que se hayan producido con “extranjeros”.

 

 

 

Posiblemente con esto se les caerán los palos del sombrajo a algunos separatistas que creen en el mito de Aitor o el de Túbal, aunque ya se sabe que son inasequibles al desaliento.

 

 

 

Se han realizado diversas investigaciones genéticas sobre la población vasca. Su perfil genético coincide prácticamente con el del resto de los habitantes europeos; tienen algunos haplotipos casi exclusivos de ellos, aunque no totalmente. Esto es propio de grupos que durante siglos han desarrollado la endogamia, a causa de lo aislado de las montañas y valles de esta zona. Pero, aun así, han existido forzosamente cruzamientos con otras poblaciones y estos haplotipos sólo indican antepasados remotos comunes, pero poco más. Incluso hay diferencias entre los propios vascos según provincias y áreas, lo que desmiente la existencia de una única “raza vasca” si existiera.

 

 

 

Asimismo, es muy interesante el trabajo de Arnáiz Villena y Martínez Laso sobre analogías y diferencias genéticas de los vascos con otros grupos. El estudio se basaba en los genes del complejo HLA de histocompatibilidad, que son los responsables del rechazo de trasplantes. Se establecieron tres grupos: uno de vascos con ocho apellidos vascos (como la película), otro de argelinos de Argel y un tercero de madrileños, pues la capital se considera representativa de toda la Nación, ya que a ella han emigrado gentes de todas las regiones. Sólo encontraron un haplotipo que era único en los vascos; el resto eran iguales que los de los madrileños.

 

 

 

Otro estudio de la Universidad Pompeu Fabra no mostró diferencias entre el genoma de los vascos con los españoles de otras regiones. Este trabajo señalaba incluso que las diferencias genéticas eran mayores entre un vasco español y un vasco francés, que entre un vasco español y un valenciano, por ejemplo.

 

 

 

Claro que a lo mejor los madrileños o los valencianos somos vascos. Y seguramente de Bilbao, porque ésos nacen donde quieren.

 

 

 

(PD: La comparación con los argelinos es por algunas similitudes genéticas entre vascos y norteafricanos, así como por el hecho de que el euskera y la lengua bereber tengan muchas analogías que pudieran provenir de un tronco común de origen ibero).

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0Email this to someone
Guillermo Emperador

Guillermo Emperador

Español, bajito, republicano y alopécico. Profesor de la escuela del maestro Ciruela, boticario y bloguero en Libertad Digital con el espantoso nick de “chinito”. Ahora autoascendido a Emperador de la tierra de las Mil Naciones (España, obviamente). Tengo un blog, una coneja y muchos amigos en la Llanura de Palmaria. Nunca pensé en escribir pero la vida es un camino que lleva por derroteros extraños.

2 comentarios sobre “Lecciones de genética para separatistas e insurrectos (2). Las polimorfismos: Todos nacemos vascos

  • nacho rodriguez marquez
    el 2 mayo 2017 a las 13:47
    Permalink

    Muy interesante y esclarecedor este articulo sobre la identidad vasca

    Respuesta

Deja un comentario