Todos vencen, todos ganan… A costa de nuestra derrota…

Todos vencen, todos ganan... a costa de nuestra derrota...
Todos vencen, todos ganan… a costa de nuestra derrota…

“Los que vencen desprecian a los perdedores, pero no ganan más que la Nada. Los que pierden insultan a los que ganan, de ahí su misma derrota”

Las heridas laceran las intenciones, soñando en vida lo que no se alcanza sino con un pensamiento fugaz, acaso etéreo… Los que vencen desprecian a los perdedores, pero no ganan más que la Nada. Los que pierden insultan a los que ganan, de ahí su misma derrota. Todos ganan… mientras los demás perdemos. La eterna amenaza de no ser como tu contrario, a pesar de ser igual o inmensamente peor que aquello que nos corroe: la ansiedad por un desconocido futuro. Y no hemos hecho sino arañar la verdadera esencia de nosotros mismos, de nuestros miedos, de nuestras frustraciones.

“Ellos nunca triunfan. Ya se les advierte desde lo alto de los cubos de basura de mármol: Yo soy el que manda; tu vida es mía”


La eterna pelea de gigantes con cucharones igualmente enormes, haciendo temblar el presente por mor del pasado. Todo sigue igual. Nadie aprende, todos se jactan de superioridades vanas y estériles, mientras los ojos de la Realidad nos miran desde lo más profundo de la alcantarilla donde se resguardan los marginados, los deformes, los que nada tienen que perder… ni ganar. Ellos nunca triunfan. Ya se les advierte desde lo alto de los cubos de basura de mármol: “yo soy el que manda; tu vida es mía”.


Magos y hechiceros, portadores de ilusiones fatuas, constructores de castillos de naipes… Todos vencen, todos ganan… a costa de nuestra derrota…


¡Qué atronador ruido produce el silencio de los sin-voz…!


¡Paz y Bien a todos!

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0Email this to someone
doctor Mabuse

doctor Mabuse

Criminólogo, abogado, profesor de artes marciales, experto en terapias japonesas y crítico cinematográfico en diversas publicaciones, webs, y en RNE1, donde ejerció como "el Doctor Mabuse". Su pasiión por los clásicos, Shakespeare, las Bellas Artes, la Historia, Roma y Oriente -sobre todo Japón- ocupan sus pocos ratos libres. Y entre mis pasiones debo con sinceridad añadir "Londres"

Deja un comentario