Ándeme yo caliente y ríase la gente. Fascismo 2.0. Por Silvia Gutiérrez Oria

Los fascistas creen que la democracia liberal es obsoleta
Los fascistas creen que la democracia liberal es obsoleta

“El fascismo es la exaltación de los elementos irracionales de la conducta, los sentimientos intensos y el fanatismo”

El fascismo es una ideología y un movimiento político de carácter totalitario y antidemocrático… Los fascistas creen que la democracia liberal es obsoleta.

El fascismo es la exaltación de los elementos irracionales de la conducta, los sentimientos intensos y el fanatismo. Se busca con todo cinismo y demagogia la simplificación del mensaje, con absoluto desprecio por sus destinatarios:

“La propaganda debe limitarse a un número pequeño de ideas y repetirlas incansablemente, presentarlas una y otra vez desde diferentes perspectivas, pero siempre convergiendo sobre el mismo concepto. Sin fisuras ni dudas… Si una mentira se repite suficientemente, acaba por convertirse en verdad.” (Joseph Goebbels).

Cualquier idea emanada del jefe es un dogma indiscutible, y una directriz a seguir ciegamente, sin discusión ni poder ser sometida a análisis. El fascismo amedranta, empobrece, manipula..El fascismo encadena y esclaviza.

Ahí están ésos “valientes” que lo tenían claro : Castro, Chavez, Pol Pot, Stalin, Ceaușescu… Por sus herederos y su “justicia social”: Kim Jong-un, Maduro, y algún otro que gobierna con poder total, sin someterse a ningún tipo de limitaciones.., con la facultad de promulgar y modificar leyes a su voluntad.

Evito empañar este “homenaje” con letras de Góngora… ¡Mejor algo más dicharachero! Ellos lo saben, ándeme yo caliente…, y muérase la gente. Les recomiendo la versión de Azucar Moreno.

 

 

 

Share on Facebook10Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0Email this to someone
Silvia Gutiérrez Oria

Silvia Gutiérrez Oria

Profesionalmente.., arquitecto de interiores, de pasión creativa , licenciada en sentimientos y emociones. Observadora compulsiva del ser humano, sarcástica de vez en cuando, tímida pero resuelta, y muy intensa. Disidente de la igualdad, ni con el hombre ni con nadie, somos únicos e irrepetibles. Reivindico mi lado más femenino, el más sensual y creo en el derecho a ser frágil, pasional y romántica con la osadía de un gladiador Mi vocación principal es ser mujer, una mujer en búsqueda activa de sí misma y de los valores que de verdad importan. "Soy la mujer que piensa..Algún día mis ojos encenderán luciérnagas" (Gioconda Belli)

Deja un comentario