Negado para el negocio en este mundo de Publicidad S.A. donde todo se compra y se vende. Por Rodolfo Arévalo

Rodolfo Arévalo
Siempre he sido un negado para el negocio en este mundo de Publicidad S.A. donde todo se compra y se vende

«Yo que para el negocio soy negado, siempre he sabido que si me ponen de director general de la compañía Coca Cola, la hundo a la primera semana»

Siempre he pensado que soy negado para el negocio, incluso para venderme a mí mismo. Ahora, como dice una canción de Micky, Miguel Carreño, “todo se compra todo se vende todo se puede comprar publicidad S.A.” pero mira tú por donde yo no sé cuales son las acciones a tener en cuenta para que esto se produzca. Como ahora mientras un concurso o editorial o discográfica, no te dé una patente de corso, para poder reventar las listas de ventas, estas apañado. Por lo menos yo que para el negocio soy negado. Siempre he sabido que si me ponen de director general de la compañía Coca Cola, la hundo a la primera semana. Tengo en mi casa casi cincuenta libros de mi segunda edición de “El Bosque de Euxido” y no sé si porque no sé vender o porque la gente no se interesa no los puedo vender y eso que yo los doy tres euros más baratos que en Amazón. Me conformo con recuperar mi parte invertida. La editorial ya lo ha vendido todo y creo que va a hacer otra tirada. Debo ser un absoluto inútil en estas cuestiones de venta. Me ha pasado siempre hasta en el trabajo. Yo trabajaba bien, y hasta muchos compañeros lo reconocían, pero me faltaba el arte de venderme pasilleando adecuadamente. Creo que ese don se tiene innato o no se tiene.

Es absurdo intentar hacer las cosas que te son imposibles. Hay países como los Estados Unidos en los que si funcionas y trabajas el resto está hecho, porque ya se encargan los managers o los representantes de asumir esa parte que tú no dominas y ni siquiera tienes que pagar para que lo hagan, lo hacen de oficio por el veinte por ciento del beneficio. Se que en Miami mi primera novela El bosque de Euxido, se ha vendido bien, en proporción mejor que aquí. El que no vea un duro de ello, es otro problema pero es de ciencia ficción pensar, si no ganas un concurso o tienes un nombre conocido, en que vas a poder ganar dinero con un libro como para poder vivir, salvo que seas un famosillo de la televisión o periodista de la cuerda de algún medio y tu libro sea políticamente correcto con las ideas al uso.

«No me estoy quejando, más bien es un mea culpa por haber nacido aquí, bueno aquí no, en Marsella, pero como Español, por ser mis padres Españoles»

No me estoy quejando, más bien es un mea culpa por haber nacido aquí, bueno aquí no, en Marsella, pero como Español, por ser mis padres Españoles. Y sí España es bonita, toda ella, es mi patria, y me reconforta pensar en que mis vecinos son de mi sangre de mi civilización y de mi historia, pero a veces desearía haber nacido en un país en que se valore más a la gente y su trabajo. El esfuerzo y no el basado en las mentiras y sustentado por unos palitroques que pueden venirse abajo en cualquier momento.

Evidentemente a todos nos gustaría andar bajo palio, pero eso es algo reservado a autoridades. No es necesario que sea así, pero un poco de valor a la obra de creación, más si no es de artista de izquierdas, que ya lo tiene de por sí en los medios, si sería necesario. Vivimos en un país en el que decir mi tendencia es siniestra ya tiene valor por sí mismo, como si cualquier otra opción fuera la peste negra. Yo no me declaro de izquierda o derecha, soy solo liberal, creo en la libertad y pienso que económicamente lo bueno es un mercado libre con correcciones y un cuidado social importante dado que no todo el mundo tiene la suerte de reunir las capacidades que hay que tener para sobrevivir en un mundo libre. Por eso me decanto por partidos de derecha moderada, que hacen prácticamente lo mismo que los de izquierda moderada, no el actual PSOE, totalmente escorado a lo bolivariano y la siniestra más siniestra.

«Nunca, ningún iletrado pudo formar parte de un organismo así, hubiera sido considerado absurdo, porque para regir un país hay que tener conocimientos y estar mínimamente preparado»

Esto es algo que todo el mundo debiera hacer, porque ya lo decían los clásicos la virtud esta en la media. También es verdad que en aquella época la democracia estaba sustentada en los mejores entre iguales. Generalmente gente más educada que la media y que se constituía en organismos como el Senado. Nunca, ningún iletrado pudo formar parte de un organismo así, hubiera sido considerado absurdo, porque para regir un país hay que tener conocimientos y estar mínimamente preparado, no como ahora en los que a un hemicirco como el Español, puede llegar cualquiera, aunque tenga solo dos dedos de frente. Y sí, siempre he pensado que soy negado para el negocio y para la política, soy socialmente bastante raro, una reunión de cuatro ya me parece una multitud. La esencia se vende en frasquitos pequeños y caros, muy caros.

Rodolfo Arévalo

Rodolfo Arévalo

Nací en Marsella ( Francia ) en 1954. Viví en diversos países debido a los destinos que tuvo mi padre ( diplomático ). Estudié en colegios franceses hasta la edad de 12 años. Estudié bachillerato y COU en el colegio Nuestra Señora del Pilar de Madrid. Estudié música en el Real conservatorio de música de Madrid, formé parte y pertenecí a varios grupos musicales entre ellos “ Los Lobos “. Creé varios grupos musicales de Pop Rock. Toco el bajo y compongo canciones, música y letra. Estudié Fotografía general y publicitaria, diplomatura (dos años) de cinematografía e Imagen y sonido equivalente a Técnico Superior de Imagen y Sonido. Soy socio Numerario de la SGAE desde el 1978. Pertenezco a la Academia de Televisión. Soy un gran lector de libros de ensayo, divulgación y de vez en cuando novela. En el año 1985 Ingresé por concurso oposición a TVE. Fui ayudante de realización y realizador. En el año 2009 me pre jubilaron muy a mi pesar. En la actualidad estudio programas de tratamiento de imagen. He escrito varios guiones de cortometraje y realizado el que se llamó “ Incomunicado “, tengo otros en proyecto. Soy muy crítico conmigo mismo y con lo que me rodea. Soy autor de las novelas “El Bosque de Euxido” y "Esclavo Siglo XXI publicadas en Ediciones Atlantis. También me gusta escribir prosa poética. Me he propuesto seguir escribiendo novela.

Deja un comentario