SOS Cáncer de mama y mujer trabajadora. Por Diego Jesús Romero Salado

SOS Cáncer de mama y mujer trabajadora
SOS Cáncer de mama y mujer trabajadora

“Nada se parece tanto a la injusticia como la justicia tardía (Lucio Anneo Séneca)”

Desde hace varios lustros, de todos los operadores jurídicos en materia de prestaciones de Seguridad Social -y más en los años más recientes- es conocido los señalamientos de juicio a más de 2 y 3 años vista desde la admisión de la preceptiva demanda, sobre todo si se trata de incapacidades laborales, debido a la acumulación de asuntos que recaen sobre los Juzgados de lo Social.

No es la primera vez que se pone de manifiesto y se interpela a los poderes públicos que dote a la justicia del orden social de más medios humanos por los colectivos e instituciones colegiales, como colegios de Abogados y de Graduados Sociales.

Conocí un tiempo en que los señalamientos se efectuaban desde la admisión a trámite de la demanda a un máximo de 3 ó 6 meses vista, allá por la década de los 90, cuando en la oficina judicial no se contaba con tantos medios tecnológicos y, todavía, algunas sentencias venían transcritas a máquina de escribir.

“Mi clienta estuvo de baja médica por cáncer de mama infiltrante -es decir, de los peores- y el Instituto Nacional de la Seguridad Social le reconoció el grado mínimo de Incapacidad”

En el presente caso -el cual motiva mi indignación- mi clienta estuvo de baja médica por cáncer de mama infiltrante -es decir, de los peores- y el Instituto Nacional de la Seguridad Social le reconoció el grado mínimo de Incapacidad, por lo que interpusimos Recurso previo a la vía judicial que fue desestimado. Y es que la Administración de la Seguridad Social -a la que contribuimos todos los ciudadanos- aprovecha sus privilegios y potestades que le otorga el derecho administrativo con fines de ahorro presupuestario y como sabe que los señalamientos de juicio tardan más de 2 ó 3 años, “dinero que se ahorra”.

No quiero con ello decir que por cualquier enfermedad se le concede ipso iure la Incapacidad para el Trabajo a la primera de cambio: ¡no se trata de eso! Lo que quiero decir que la única forma de controlar los privilegios y prerrogativas de los abusos de poder de las Administraciones Públicas es mediante el control judicial; es decir, acudiendo a los Juzgados y Tribunales para hacer valer el derecho a la Tutela Judicial Efectiva de los ciudadanos perjudicados por una resolución administrativa injusta: no existe otra manera:

Todas las personas tienen derecho a obtener la tutela efectiva de los jueces y tribunales en el ejercicio de sus derechos e intereses legítimos, sin que, en ningún caso, pueda producirse indefensión.” (Art. 24.1 de la Constitución Española).

¿Cómo ven ustedes que mi clienta, afecta de cáncer de mama infiltrante en concurrencia con otras patologías subyacentes, tenga que esperar para que se celebre juicio al día 8 de mayo de 2024 (más de 3 años)?

Hoy en día que tanto se enarbola la defensa de la mujer trabajadora, quiero lanzar un llamamiento a la clase política para que pasen del “dicho” al hecho, porque obras son amores y no buenas razones. Señores de la casta política, ¿podrían vivir ustedes con una pensión de menos de 400 €/mensuales, cuando por cualquier carguito cobran de media de 5 a 6.000,00 €/mes, quedando a la espera de juicio para dentro de 3 años, sin saber si la señora estará viva entonces?

Señores de la casta política, ¿Dónde se encuentra el Estado del Bienestar, o es que era el “Bienestar del Estado” vs. oligarquía partitocrática?

Diego J. Romero Salado

Licenciado en Derecho y Diplomado en RRLL (Graduado Social). Programa Superior de Práctica Jurídica Forense y Asesoría Jurídica (ICIDE- centro homologado por el CGAE), obteniendo el certificado CAP (Consejo General de la Abogacía Española). Máster en Mediación Familiar, acreditación oficial homologada por la Junta de Andalucía e impartida por el ICIDE. Postgrado en Mediación Civil y Mercantil por la Universidad CEU San Pablo. Técnico Superior en Prevención de Riesgos Laborales (Especialidades en Seguridad en el Trabajo y Ergonomía y Psicosociología Aplicada). Medalla de plata al mérito profesional otorgada por el Colegio Oficial de Graduados Sociales de Sevilla y colectiva al Mérito al Trabajo, categoría de oro. Letrado del turno de oficio del Ilustre Colegio de Abogados de Sevilla. Graduado Social colegiado del Excmo. Colegio Oficial de Graduados Sociales de Sevilla y vocal del consejo de redacción de la revista 'Justicia Social' del referido colegio. Tutor-colaborador de prácticas externas de la Facultad de Derecho de la Universidad de Sevilla desde 2010, colaborando con los departamentos de Derecho Civil y Penal y Procesal en la impartición del practicum.

Artículos recomendados

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: