Políticamente indeseable de Cayetana Álvarez de Toledo: Un libro que recomiendo leer. Por Javier Ygartua

Políticamente indeseable

“La carga de profundidad que da el tener las ideas claras y el rumbo bien marcado: Políticamente indeseable de Cayetana Álvarez de Toledo”

Hoy toca hablar de un libro y de su autora, una persona a la que admiró profundamente por la esencia de sus ideas y como las transmite y, la política es precisamente eso, transmitir conceptos con sentido, con la carga de profundidad que da el tener las ideas claras y el rumbo bien marcado.

Para opinar sobre libro que algunos que está claro no se lo han leído, un craso error, pues para opinar sobre algo hay que conocerlo y no mentar frases de un argumentario pobre y consignado. Eso es para mi entre otras cosas lo políticamente indeseable.

Yo si me lo he leído y los que me conocen saben que soy nada adulador, y como dirían actualmente dirigentes políticos soy lo que ellos califican como verso suelto, y este libro de Cayetana es es una enciclopedia brutal de cómo es la política actualmente desde la sensatez y el optimismo.

Lógicamente no voy a destripar el libro, pues hay que comprarlo y leerlo, pero si diré que hay una frase que creo que resume con total claridad el porqué la política está mal vista: “Sólo cuando los políticos digan en público lo mismo que afirman en privado, sólo cuando reconozcan la degradación de su oficio, sólo cuando se vean retratados en el implacable espejo de los hechos, sólo entonces serán capaces de rescatar la democracia de las mandíbulas del populismo“.

Qué exactitud de párrafo, qué certera afirmación. Si la derecha deja de tener complejos, deja de ser una Oda a la telegenia y se preocupa de llevar a cabo una alternativa política de fondo y no de formas, entonces ganaremos la batalla.

Hay que ser capaz de combatir aunque te llamen indeseable, hay que ser un guerrero de la batalla cultural que la izquierda quiere imponer, hay que tirarse al barro de la ideología y de la capacidad de decir lo que uno piensa sin temer al famoso que dirán.

Moderado en las formas, firme en las convicciones.

Nada mas y nada menos que eso. Hay que ser libre, y esto no es incompatible con la lealtad, pero no a un partido, ni a tal ni cual político sino a uno mismo. Porque cuando uno pierde su esencia por cálculo político es su fin no sólo como político sino esencialmente como individuo.

Hay que devolver la palabra, como bien dice Cayetana en su libro, a su peso porque esta es la forma de defender la democracia. Es decir dejar los argumentarios y defender lo que uno cree. Dejar la política indeseable por una política deseable, pura y de verdad.

Y aquí viene mi crítica constructiva porque yo soy más de debate político que de nombre propios. Hay una cosa que estoy de acuerdo con Teodoro y es que yo no hubiera puesto nombres propios en el libro sino que hubiera hecho un libro de alternativa, que en general lo es, pero sobran algunas cosas. No me gusta que se saquen nombre propios ni conversaciones privadas. Debates políticos lo que quieras pero conversaciones privadas jamás.

Y eso que Cayetana afirma que no nos quedemos en la anécdota de la vida política, porque la vida es un conjunto de anécdotas sino en el trasfondo optimista y del mapa que nos permita llegar a una política deseable. Porque mientras la izquierda y toda su corte frankenstein siga llamándonos indeseables a nosotros, levantemos la frente y a mucha honra. Ellos sí son los indeseables: Hagamos que el tablero deje de ser la izquierda y sean los españoles los que ocupen el mismo.

No tengáis miedo ya lo dijo San Juan Pablo II, por ello le pido a los dirigentes políticos de la derecha e incluso a eso que no entiendo muy bien que es que es el centro que no lo tengan y que construyan una alternativa, no un relevo, porque para relevos ya tenemos las carreras de atletismo.

Verso suelto, pues sí a mucha honra. No estoy hecho para seguir al rebaño sin preguntar tarde por qué lo sigo y cuál es el destino final del mismo, sabiendo  y preguntando a mi yo interior, si eso es lo mejor no para mí sino para el fin último del camino y su destino.

Políticamente indeseable de Cayetana Álvarez de ToledoUn libro que recomiendo leer.

Javier Ygartua Ybarra

Presidente de @espana_por en memoria de mi abuelo asesinado por ETA. Si queremos un futuro sin terror no podemos actuar como si el terror no hubiera existido. Vizcaíno y por tanto doblemente Español.

Artículos recomendados

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: