Los inmortales Tito Puente y su Oye como va. Por Rafael Gómez de Marcos

Tito Puente

“Cuando finalizó la II Guerra Mundial en la que participó, Tito Puente colaboró con las mejores orquestas en el mítico Palladium”

Nació el 20 de abril de 1925 en la ciudad de Nueva York hijo de padres puertorriqueños, nunca olvidó el olor a arroz con habichuelas y plátanos fritos de la zona hispana de Harlem, donde se radicaron sus padres al llegar de Puerto Rico.

Cuando la II Guerra Mundial en la que participó llegó a su fin, colaboró con las mejores orquestas de música latina, llegando a tocar en el Palladium, la meca de la música bailable en Nueva York, y en competencia con las orquestas de Machito y Tito Rodríguez, en históricas sesiones de mambo y chachachá.

A veces, la memoria es injusta con las grandes leyendas de la música. Tito Puente, quien falleció en el 2000, es recordado mayormente por algunos detalles anecdóticos: su composición “Oye cómo va”, transformada en éxito internacional por el gran Carlos Santana en el inconmensurable “Abraxas”, posiblemente el mejor disco de rock latino hecho jamás.

Descubrir a cantantes extraordinarios fue uno de los dones más importantes del maestro Tito Puente. A Celia Cruz la había conocido en un viaje a Cuba. Cuando La Guarachera emigró a Nueva York, aprovechó la oportunidad de colaborar con una de las cantantes más avasalladoras del género. Grabaron ocho discos de calidad excepcional.

“Oye cómo va” es un mambo compuesto por Tito Puente en 1963, que tiene también el ritmo y el tempo clásico del chachachá. Con más de cien discos, cerca de doscientas obras, cinco premios Grammy -el último de ellos por su disco “Mambo Birdland”, Tito Puente es sin duda una figura legendaria de la música latina, artífice de que estilos como el mambo o el  chachachá alcanzarán alturas comerciales y artísticas impensables.

Rafael Gómez de Marcos

Enamorado de la vida, reivindico mi infancia, mi verdadera patria, tres pilares, El Capitán Trueno, The Beatles y Joan Manuel Serrat, me fascina la ópera, me encanta bailar bachata y considero que decir cine americano es una redundancia. TVE no vio en mí ningún talento tras más de treinta años de servicios, Talento que me concedió la Academia de las Artes y las Ciencias de la Televisión en reconocimiento a mi trayectoria profesional. Nunca he estado afiliado a ningún sindicato y jamás he militado en ningún partido. Mi cita de bandera es una frase de José Ortega y Gasset: "Ser de la izquierda es, como ser la derecha, una de las infinitas maneras que el hombre puede elegir para ser un imbécil: ambas, en efecto, son formas de la hemiplejía moral".

Artículos recomendados

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: