Yolanda Díaz ya está en el metaverso. Por Rodolfo Arévalo

Yolanda Díaz ya está en el metaverso. Ilustración de Linda Galmor

«Yolanda Díaz ya está en el metaverso y se sale del universo, pero si sabe algo, que lo diga o habrá que llamar al FBI tú»

Antes del intento de investidura de Feijóo, que por desgracia será difícil de conseguir, nos hemos enterado de que los poderosos y millonarios, de este mundo, preparan un plan de fuga espacial. Digo yo que será un plan ayudado por fuerzas extraterrestres, dado que la humanidad no tiene por el momento la posibilidad de abandonar el sistema solar, es más, no tiene la posibilidad ni de soñarlo, así que pasen por lo menos doscientos o trescientos años más.

 

Pero no, podemos dar por seguro, según nos indica la “locatis” de , Yolanda Díaz, por lo que dice, que encontraremos a individuos como Mark Zuckerberg, Bill Gates, Bill Clinton y otros personajes adinerados, si no flotando alegremente en el espacio interestelar, con sus billetes de banco haciéndoles de alfombra mágica, sí tal vez en los espacios virtuales de los metaversos para ricos, pero ricos de narices. Esos a los que los mocos que les cuelgan en los catarros están hechos de fibrillas y filamentos de oro hasta los dedos gordos de los pies. No serán lingotes claro porque esos en todo caso los excretaran por salva sea la parte, por su tamaño nada adecuado para fluir por el meato urinario.

 

Hay otra posibilidad y es que en el Área 51 de los Estados Unidos, la coalición grises verdosos, a los que han untado bien de divisas valiosas para el intercambio galáctico con otras especies, y humanos pudientes, hayan unido fuerzas para poder recomponer la tecnología ovni y construir naves increíbles capaces de vencer la gravedad y como el Enterprise de Star Trek la velocidad de la luz en cinco o seis veces.

 

Ya veo a los alienígenas trabajando codo con codo con los esclavos de los riquísimos, que una vez acabados los trabajos, serán eliminados por sus empleadores por resultarles ya innecesarios. Esto es muy estilo post guerra mundial tras el telón de acero y en los países comunistas. Tal vez esto sea demasiado para nuestros días, pero no dudo de que algo parecido, como puede ser dejar sin rescate social a una inmensa mayoría de seres humanos, menos favorecidos intelectualmente que otros, pueda llegar a considerarse para beneficio de algunas minorías. Minorías, por supuesto Sociales, que quiero nota en la evaluación de esta redacción.

 

Si las propuestas de Alcubierre y su manipulación de la curvatura espacial, llegan a alcanzarse técnicamente, ¿Quiénes creen ustedes que serían elegidos para ese viaje? ¿Tal vez la propia Ministra Yolanda o cualquier otro…? No me extrañaría nada, porque cuando el agua rebose las playas de los continentes e inunden superficies habitadas del mundo los humanos serán tan insolidarios, ávidos de dinero y poder que no harán nada por el resto de sus congéneres.

 

Pero no me digan ustedes que algunas mentes privilegiadas de nuestra decadente cultura, no deben ser liberadas de la costra social que vive del trabajo y no de la política de cuentos chinos. Y eso sí, los Chinos, que son muy suyos y en la actualidad, tienen una sociedad igual que cualquier otra occidental competitiva, y donde algunos poderosos pisan el cuello de los trabajadores menos afortunado… ¡Perdón!, menos dotados por su inteligencia y maneras de trepar en el partido ¿comunista?, nos ganarán por la mano en eso de la conquista del espacio, exterior y el meta verso interior.

 

Pero todo ello será así mientras no tengamos la desgracia de que Mahoma y su doctrina nos devuelva a una época en la que el carro tirado por camellos, caballos, bueyes o burros era el vehículo por excelencia para recorrer a paso de tortuga el mundo. No, no se asusten todas las posibilidades están abiertas y desde Lampedusa a Canarias todo es posible, en nuestra propia merienda de hombres de diversos colores incluyendo el blanquísimo inmaculado que obtiene doña Petronila al lavar su pompón con el detergente que lava más blanco. Ella se lo dijo a la vecina del cuarto, pero no sabemos a quién se lo ha dicho, lo de los cohetes Yolanda Díaz que está que se sale.

 

Antes del intento de investidura de Feijóo, que por desgracia será difícil de conseguir, nos hemos enterado de que los poderosos y millonarios, de este mundo, preparan un plan de fuga espacial. Digo yo que será un plan ayudado por fuerzas extraterrestres, dado que la humanidad no tiene por el momento la posibilidad de abandonar el sistema solar, es más, no tiene la posibilidad ni de soñarlo, así que pasen por lo menos mil años más. Si Yolanda Díaz sabe algo, que lo diga o habrá que llamar al FBI tú.

Rodolfo Arévalo

Nací en Marsella ( Francia ) en 1954. Viví en diversos países debido a los destinos que tuvo mi padre ( diplomático ). Estudié en colegios franceses hasta la edad de 12 años. Estudié bachillerato y COU en el colegio Nuestra Señora del Pilar de Madrid. Estudié música en el Real conservatorio de música de Madrid, formé parte y pertenecí a varios grupos musicales entre ellos “ Los Lobos “. Creé varios grupos musicales de Pop Rock. Toco el bajo y compongo canciones, música y letra. Estudié Fotografía general y publicitaria, diplomatura (dos años) de cinematografía e Imagen y sonido equivalente a Técnico Superior de Imagen y Sonido. Soy socio Numerario de la SGAE desde el 1978. Pertenezco a la Academia de Televisión. Soy un gran lector de libros de ensayo, divulgación y de vez en cuando novela. En el año 1985 Ingresé por concurso oposición a TVE. Fui ayudante de realización y realizador. En el año 2009 me pre jubilaron muy a mi pesar. En la actualidad estudio programas de tratamiento de imagen. He escrito varios guiones de cortometraje y realizado el que se llamó “ Incomunicado “, tengo otros en proyecto. Soy muy crítico conmigo mismo y con lo que me rodea. Soy autor de las novelas “El Bosque de Euxido” y "Esclavo Siglo XXI publicadas en Ediciones Atlantis. También me gusta escribir prosa poética. Me he propuesto seguir escribiendo novela.

Artículos recomendados

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: