El retraso de la ministra Celaá. Por Rodolfo Arévalo

 

No hay nada como la terca realidad de la genética ministra Celaá- Ilustración de Tano
No hay nada como la terca realidad de la genética ministra Celaá- Ilustración de Tano

«He quedado impactado por la llegada de la Ministra Celaá, que se presenta treinta años tarde a enmendar la plana al sistema educativo, sin saber que lleva retraso»

La Ministra Celaá, ha venido a enmendar la plana, dada su erudición en temas educativos, a todo el Orbe. Cuando en Estados Unidos de América y gran parte de Europa se ha vuelto a la enseñanza con separación de sexos, por problemas de tipo educativo y de aprendizaje. Las niñas aprenden más rápido los temas sociales y los niños lo que tiene que ver con técnica y abstracción matemática. Han comprendido su expertos en estos temas que no se les hacia un favor educativo, eso sin tener en cuenta que las salidas al patio sí se pueden hacer conjuntamente para incidir en la socialización y la buena relación entre sexos.

Los que tomaron la decisión de separar niños y niñas, se basaron en un tema profesional, no ideológico sobre sexualidad o religión. Tampoco eran unos beatos que es lo que le deben parecer a la Ministra los padres y madres gentes que quieren llevar a sus hijos a un instituto de creyentes para pontificar ya de adultos sobre estos temas tan fachas. La separación fue adoptada en muchos de esos países para solventar el problema de que unos y otros, niños y niñas, no quedaran frente a los compañeros como torpes en según que asignaturas. Pues lo que digo, va la Ministro Celaá y hace una ley de educación, donde no solo lo mixto está muy bien visto, que a mi, ni sí ni no, sino que además dice que hay que integrar la discapacidad en las aulas. Esto es un auténtico despropósito, porque este tipo de acciones lo que consigue es que todos los alumnos tengan que llevar el ritmo de aprendizaje del más perjudicado o el menos agraciado por su condición física o intelectual, y no al revés.

Los individuos son diferentes, por mucho que le pese a la ministra. Unos son superinteligentes, cocientes por encima de 120, otros directamente genios que sobrepasan el 150, otros son del montón, entre 90 y 110 y otros los que no llegan a 90, tienen algún tipo de disfunción o carecen de una inteligencia notoria. Nadie tiene la culpa de que sea así, pero lo es, por lo que siempre digo: las cosas son como son y no como me gustaría que fueran, la realidad esta ahí como un muro. La educación de hecho es castrar como decía Piaget porque hay que desbravar al animal que portamos en nuestro interior.

Para muestra un botón, los que atacan mítines de VOX, argumentando la violencia del grupo que, por supuesto, va a sus barrios a fastidiar a los vecinos, el por ellos siempre tan cacareado “pueblo”. La educación más igualitaria es la que enseña a cada uno según su inteligencia y capacidad. Si no mal vamos, vamos por el camino de ese “pueblo” poco enseñado que dejan de mover las neuronas si las tienen, a veces lo dudo, y sueltan al animal de su cerebro reptiliano. Esa reacción que se limita al ataca y defiende, no piensan más.

Parece mentira que esto ocurra en un país como España en el que la educación es obligatoria hasta los dieciséis años. ¿Qué han aprendido esos chicos pregunto? Parecen haber sido enseñados por individuos de izquierdas radical, y es así en muchos casos. La carrera de Docencia está plagada de alumnos que llegan al la licenciatura escorados a la izquierda, su mente es pasto de ideas Marxistas. Por eso, los niños, sus alumnos de ESO raramente sabrán lo que es la historia de los regímenes totalitarios del siglo XX y creen en el buenismo de los partidos sociales, por mor de la palabra social. Eso se llama estar poco educado, no es esta la generación mejor preparada de la historia de España. Para llegar a esta hay que retroceder hasta los años setenta y anteriores, aquella sí era la juventud más preparada de la historia de España. Y eso a pesar de haber sido aleccionados con la famosa FEN o formación del espíritu nacional. Pero por lo menos estaba bien educada.

Podemos ver en la actualidad cuando haces un favor a alguien desconocido en la calle, que todos parecen desconocer la palabra gracias, también la de por favor, que no se prodiga en demasía. Ceder el paso en una puerta a veces puede ser peligroso, cuando se trata de una fémina, puede pensar que eres un facha machista o perteneces al heteropatriarcado. Vamos la buena educación es algo que al parecer está muy mal visto. Vean si no a Pablo viniendo a la Zarzuela a ver al Rey, con sus trapajos de andar por casa. ¿Qué tipo de respeto es ese? Uno muy raro al parecer. Eso sí luego al ir a una gala se pone de lujo y fantasía será que el macho alfa en esos lugares ha de conseguir hembra para el harén.

Bueno en fin, me canso, seguro que olvido algún tema concreto pero no doy más de mi en el día de hoy porque me he quedado impactado por la llegada de la Ministra Celaá, que se presenta treinta años tarde a enmendar la plana al sistema educativo en general, sin saber que lleva retraso. Y lo hace gracias a su erudición en temas educativos. Eso sí, lo que digan docentes, padres, alumnos, y expertos de cualquier lugar le trae sin cuidado, pues menuda soy yo debe pensar.

Rodolfo Arévalo

Rodolfo Arévalo

Nací en Marsella ( Francia ) en 1954. Viví en diversos países debido a los destinos que tuvo mi padre ( diplomático ). Estudié en colegios franceses hasta la edad de 12 años. Estudié bachillerato y COU en el colegio Nuestra Señora del Pilar de Madrid. Estudié música en el Real conservatorio de música de Madrid, formé parte y pertenecí a varios grupos musicales entre ellos “ Los Lobos “. Creé varios grupos musicales de Pop Rock. Toco el bajo y compongo canciones, música y letra. Estudié Fotografía general y publicitaria, diplomatura (dos años) de cinematografía e Imagen y sonido equivalente a Técnico Superior de Imagen y Sonido. Soy socio Numerario de la SGAE desde el 1978. Pertenezco a la Academia de Televisión. Soy un gran lector de libros de ensayo, divulgación y de vez en cuando novela. En el año 1985 Ingresé por concurso oposición a TVE. Fui ayudante de realización y realizador. En el año 2009 me pre jubilaron muy a mi pesar. En la actualidad estudio programas de tratamiento de imagen. He escrito varios guiones de cortometraje y realizado el que se llamó “ Incomunicado “, tengo otros en proyecto. Soy muy crítico conmigo mismo y con lo que me rodea. Soy autor de las novelas “El Bosque de Euxido” y "Esclavo Siglo XXI publicadas en Ediciones Atlantis. También me gusta escribir prosa poética. Me he propuesto seguir escribiendo novela.

Un comentario sobre “El retraso de la ministra Celaá. Por Rodolfo Arévalo

  • el 17 abril 2021 a las 11:35
    Permalink

    Es de agradecer tanta coincidencia en la forma y en el fondo.
    Sin ánimo de polemizar, añadiría que este consejo de ministras, sin lugar a dudas, está seleccionado de entre gente que ha sufrido las consecuencias de la enseñanza laica adobada en colegios religiosos. El síndrome de represión disimulada es evidente, a excepcion del pícaro colado de rondón en la política, el tal Abalos, cuyas andanzas a pecho descubierto merecen capítulo aparte.
    El síndrome se agrava precisamente en la Celáa con el síndrome contradictorio de matriarcado mal disimulado, con lo que esa carencia de un hervor madurado se acentúa penosamente.

    Dios nos coja confesados con esta tropa incombustible, no necesitan de vereda para seguir.

    Salud.

    Respuesta

Deja un comentario