Angelitos. Por José Crespo

Los angelitos miembros del batallón Azov

«Estos angelitos entran en los pueblos cuando se retiran los rusos y se cargan a quienes consideran colaboradores de los rusos»

Lo he dicho un montón de veces y lo repetiré cuantas hagan falta, ni soy pro Putin y menos comunista, pero las cosas claras y el chocolate espeso.
Tengamos claro que el «gendarme de Occidente» es especialista en meterse con quien le parece y argumentar la causa de la libertad.
España tiene la experiencia de la guerra de Cuba y de Filipinas que buscaba exclusivamente acabar con los restos del moribundo imperio español y concretamente en Cuba hacerse con el control del mercado del azúcar, para lo cual hundió un barco propio acusando a España para así declarar la guerra, vamos como el invento de las armas de destrucción masiva en Irak.
En la imagen se pueden ver miembros del batallón Azov. Los nazis a los que se refería Putin y a los que Zelenski cuando le preguntaron por ellos contestó con aquello de «son lo que son».
Ahí les podemos ver brazo en alto, nada que ver con Falange, con la bandera del batallón en la que se aprecia el símbolo de la runa del lobo, que era el emblema de la División «Das Reich» de las Waffen SS y junto con ellos exhibiendo ¡la bandera de la OTAN!¿es que no se le cae la cara de vergüenza a nadie en Buselas y en todas las capitales europeas?
Estos angelitos, para más señas, entran en los pueblos cuando se retiran los rusos y se cargan a quienes consideran colaboradores de los rusos, durante la ocupación violan a mujeres que tuvieron contactos con los rusos e incendian casas en las que se hospedaban los rusos. Si lo pensamos fríamente y ante las leyes de ucranización con mano de hierro, Transcarpatia debería ser Hungría, lo mismo con Galitzia que debería ser Polonia, Bucovina pasar a Rumanía y Donbass y Crimea que siempre fueron Rusia y no debieron dejar de serlo, es más… igualmente Odessa. Ucrania es la guerra de las «fake news«.
Recordemos que este indignamente uniformado batallón Azov limpió de ucranianos rusófonos y prorusos en todo el Donbass desde que Rusia recuperó Crimea en 2014 actuando a sus anchas como auténticos criminales.
Zelenski había sido denunciado por corrupción, ilegalizó a partidos que consideraba «pro rusos» de su oposición, además encarceló al Fiscal General de Ucrania y su oligarca de cabecera que le había hecho rico y famoso en su tele, además era el socio principal de Hunter Biden, el hijo del presidente Biden, como en su día denunció Donald Trump. Un buen amigo que fue corresponsal de guerra en Vietnam, entre otros conflictos, conoce y vivió la desinformación o lo que es lo mismo la información interesada o dirigida.
Seamos pues claros, nada es blanco o negro, no hay un malo y un bueno, hay como mucho un déspota invasor, o un protector de intereses mediante una operación militar especial, en las mismas condiciones que aplica los EEUU en sus intervenciones en su patio trasero o donde le parece y un dirigente que asume la destrucción. ¿Cuáles son los auténticos y preocupantes objetivos? Tratar de ampliar la guerra y, si no, sacar beneficios de la fase de reconstrucción.
Beneficiarios: industria armamentística, los oligarcas de cualquier color que contemplan el panorama desde Marbella o Niza, productores petroleros y gasistas americanos, China y por supuesto, los globalistas.
EEUU jamás estuvo interesado en el sincero autodesarme de Gorbachov hecho con luz y taquígrafos del que se rió James Baker cuando tras la caida del muro y la reunificación alemana, Gorbachov propuso un marco de seguridad común desde Canadá a Vladivostok a lo que contestó que ese plan era una utopía irrealizable. A los EEUU poco le interesaba la propuesta, necesitaba un enemigo latente que esgrimir y por supuesto la democratización de Rusia le traía al pairo. Muy al contrario se dedicó a ir cercando a Rusia colocando misiles en sus fronteras obligando a Rusia a detraer de su economía para defenderse de los riesgos que le planteaban en sus puertas.
Como he dicho al principio no soy sospechoso de que me guste o me deje de gustar Putin, pero encrespa la total desinfomacion que padecemos cerrando canales como Rusia Today y cualquier foco informativo donde poder contrastar.
En definitiva y lo más triste del caso ¿quiénes son los perdedores?… el pueblo ucraniano incluidas minorías y rusófonos, y el pueblo ruso de un lado y otro, la primera víctima del conflicto.

José Crespo

José Antonio Crespo-Francés. Soldado de Infantería Española, Doctor en Artes y Humanidades. Enamorado de Aranjuez la ciudad donde vivo, Colaborador en radio y publicaciones electrónicas, autor de trabajos históricos dedicados al Servicio Militar y Valores, y a personajes en concreto como Juan de Oñate, Vázquez de Coronado, Blas de Lezo o Pedro Menéndez de Avilés y en general a Españoles Olvidados en Norteamérica y Españoles Olvidados del Pacífico. Rechazo la denominación de experto, prefiero las de "enamorado de" o "apasionado por". Si Vis Pacem Para Bellum

Artículos recomendados

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: