Los discursos del hambre del aprendiz de brujo. Por Vicky Bautista Vidal

Los discursos del hambre del aprendiz de brujo
Los discursos del hambre del aprendiz de brujo

«El aprendiz de brujo Sánchez el escaso, nos mareó ayer durante un larguísimo rato con la misma intención que el dictador cubano»

No hace mucho tiempo comenté que pronto, tendríamos que soportar en la primera cadena la reposición de los interminables discursos de Fidel Castro, que tenía la costumbre de atontar a sus pobres con palabrería cansina e interminable cada dos por tres.

El aprendiz de brujo Sánchez el escaso, nos mareó ayer durante un larguísimo rato con la misma intención que el dictador cubano: Atontar al ganado con una serie de justificaciones muy tristes acerca de lo bien que iba Internet y de que había bajado la delincuencia… Que digo yo, que será porque todo quisqui esta encerrado a cal y canto en su habitáculo, y que también la mafia y los “malandros”, habrán tenido sus bajas a causa del Covid-19. Sí, esa cosa molesta que no fue reconocida por el gobierno de pacotilla hasta que no se aseguró de que miles de personas dieran al mundo y a la ciudadanía la idea tonta de que el gobierno espectacular era consentido gustosamente no solo por una patética militancia subvencionada, sino por todas las mujeres de España. El Ministerio de Igualdad volcado en la manifestación. Y sí, ha resultado que consiguió hacernos a todos iguales: Sospechosos de portar un virus mortal, y afectados… y afectadas, que no se nos olvide lo inclusivo.

«Y mientras aguantamos hoy otro nuevo sermón del aprendiz de brujo, así estamos, perdiendo muchas vidas cada día»

Y mientras aguantamos hoy otro nuevo sermón del aprendiz de brujo, así estamos, perdiendo muchas vidas cada día. Eligiendo en los hospitales quien vive y quien muere ahogado por que sus pulmones no responden.


Todos estamos en la cuerda floja y debemos prepararnos, los supervivientes, a la peor de las crisis cuando todo esto termine. La guerra no ha terminado y ni siquiera las campañas bajunas de los empleados en las redes, va a poder con el rencor de las familias de las víctimas y con la paciencia de todo el mundo.


Que sí, que hay una historia con el Rey Juan Carlos y contemplamos la decencia y empoderamiento de su hijo; pero que, teniendo en cuenta el panorama del gobierno, a la ciudadanía nos importa un rábano. Más que nada por que todos nos estamos jugando la propia vida con la última adivinanza: “¿Lo tendré o no lo tendré?” … Y vivimos enclaustrados con nosotros mismos contando con los dedos nuestra edad y la de nuestros seres queridos porque, sabemos que, no todos tendrían una digna salida, si por desgracia, el virus maldito, se aposentara en sus pulmones.


¡Que no cuela, señor Sánchez, el escaso, fanático aprendiz de brujo! La patata caliente está en sus manos y nadie la va a coger. 

«Demasiados muertos y demasiados enfermos. Demasiada gente arruinada de la noche a la mañana…»


Lumbreras socialistas comienzan a discursear intentando poner sobre el PP la responsabilidad y la imagen. Daría risa si la cosa no estuviera tan seria. –¡Que sigue sin colar! –. Demasiados muertos y demasiados enfermos. Demasiada gente arruinada de la noche a la mañana… Que respiradores especialmente, guantes y mascarillas, no parece que sepan encontrar, pero pobres… Pobres a millones están fabricando a marchas forzadas. A ver cómo, en el próximo discurso o sermón del aprendiz de brujo, nos explica los miles de apartamentitos individuales que están entregando en todos los cementerios de España. Creo que, ni aunque le ponga un lazo tiene salida.

Vicky Bautista Vidal

Vicky Bautista Vidal

Nací en Madrid. Y como a casi todos los madrileños, todo el mundo me parece cercano y de casa: es el carácter de la ciudad. Esto me ha ayudado después para congeniar con toda clase de personas en los diferentes sitios donde viví. Soy curiosa, inquieta, autodidacta y un pelín dispersa, precisamente por que me siento atraída por muchísimas cosas, escribir es una de ellas. Lo hago al golpe de víscera, según el momento y me faltan algunas vidas para alcanzar a Cervantes o alguno de los inmortales. Soy la primera sorprendida por que observo como últimamente me meto en berenjenales de opinión acerca de asuntos políticos, cuando en realidad, la Política, me importó un bledo toda la vida. Puede ser sentido común herido o un amor recién descubierto por España y su unidad. No milite, milito o militare en nada. Pero estoy de parte de la razón y el sentido común. Defenderé a cualquier gobierno que me facilite la vida y reprochare sin pausa a quienes me la incomoden. La Libertad es para mi la única joya a lucir, la lógica una herramienta y creo que sin pasión por algo, poco se puede conseguir.

Deja un comentario