La única extrapolación que los madrileños queremos es que Sánchez se vaya. Por Manuel Artero

La única extrapolación que los madrileños queremos es que Sánchez se vaya. Ilustración de Tano y Walkiria
La única extrapolación que los madrileños queremos es que Sánchez se vaya. Ilustración de Tano y Valkiria

«La única extrapolación de las elecciones en la Comunidad de Madrid, a nivel nacional, que los madrileños queremos es que Sánchez se vaya, y para siempre»

La única extrapolación de las elecciones en la Comunidad de Madrid, a nivel nacional, que los madrileños queremos es que Sánchez se vaya, y para siempre, con su saco de mentiras al hombro y sus colchones para dormir bien, sin el falcon para malgastar el erario y por la misma linde que llegó a la Moncloa, se de la vuelta caminito de Jerez, esa vieja expresión que los del foro utilizamos con ese doble sentido que ya empleó el juez Bermúdez durante la sentencia del 11-M, ese acto execrable que algún día los españoles seremos capaces de comprender y que llevó al poder al contador de nubes de la Pesoe.

Y hoy que, tras la gran fiesta de la democracia, el sol luce en toda la Comunidad de Madrid y una gran mayoría nos reímos con la genial ocurrencia de que un grupo musical de mariachis interpretara el clásico «Rata inmunda» en la sede de Podemos, representa una ocasión perfecta  para conocer una información que los medios de comunicación nos tiene velada: Iglesias abandona la política tras su paso por el gobierno frente populista y apoyado por el cum fraude, sin desvelar, como es de ley, su certificado de ingresos y patrimonio que también tenía pendiente publicar en caso de aceptar su apta de diputado en la Asamblea de Madrid.

La lástima es que el señor Bal no haya conseguido sus siete asamblearios en Madrid. Pero los madrileños somos así y el valiente abogado del estado y prometedor a la par que valiente político, se le olvidó asumir que no se puede estar a las órdenes de una secundaria y traidora de la política y con nombre Inés y de apellido Arrimadas. Que para todos los madrileños el nombre de Aguado es sinónimo de mediocridad y traición y que, en esencia, de Ciudadanos después de la apuesta extrema  en su apuesta del todo o nada al rojo de la apuesta, tan solo queda la bella y hasta ahora noble de la bella Villacís.

Sabemos bien en la Comunidad de Madrid que la presidente Ayuso ha conseguido con su aplastante victoria desvelar que el PSOE, de la mano del impresentable vendido a las ideas principales esencias del ser humano, falso profesor, falso pensante, falso filósofo, el perdido señor Gabilondo, el que ni tan siguiera hizo caso a su censor hermano, borracho e indigestado por los embustes de la Moncloa, se diluye como aposición y entrega el testigo a la extrema izquierda, una ideología totalitaria bicéfala y dividida entre los millonarios de Errejón y los delincuentes de Iglesias, dos tribus comunistas que han caminado juntos durante siete años para mayor confusión de los sociólogos y que ya, desde hoy, nunca más se volverán a unir. Tampoco aquí hay posible una extrapolación a nivel nacional.

Así que hoy es un gran día para que una mayoría de ciudadanos sin ínfulas pero bebedores del sentido común que nuestros padres nos enseñaron, nos riamos de esos falsos periodistas y falsos gurús, que con diferentes palabras repiten el lema comunista que Pablo Iglesias pronunció en su violenta e infame despedida, acerca de que Madrid no es ni represnta a España. Qué sabrán los indocumentados acerca  de las esencias y maldad que supone el enfrentamiento entre los hermanos. Lástima de sectarios que deben pensar en acompañar a Sánchez a iniciar el camino de vuelta en la linde que el psicópata siguió para llegar a la Moncloa. 

Manuel Artero Rueda

Manuel Artero Rueda ha dedicado toda su vida profesional a la televisión en la empresa pública RTVE donde, en los últimos veinte años, y después de haber trabajado como ayudante de producción y realización. ha realizado su oficio de periodista como reportero en el programa Informe Semanal, para el que ha realizado mas de trescientos reportajes. Licenciado por la Universidad Complutense, es autor del libro "El reportaje para televisión un guiño a la noticia" , un práctico temario con el que ha impartido clases tanto en el Instituto Oficial de RTVE como en el máster de periodismo de la Universidad Rey Juan Carlos. Desde el ERE inventado por Zapatero para TVE, dedica su esfuerzo y trabajo esta "La Paseata" un sencillo blog personal que con el paso de los últimos años, se ha convertido en una modesta revista electrónica en la que colaboran un grupo de amigos a los que une el amor a España.

Deja un comentario