La Ley de vivienda, los alquileres y la ruina. Por Rodolfo Arévalo

La Ley de vivienda, los alquileres y la ruina

“Hay que reírse por no llorar. A ver si en las elecciones muchos votantes se caen del guindo, aunque paguen sus alquileres, y votan otra cosa”

 

Como las propuestas de la gente de los partidos de izquierda son graciosas, hoy me ha dado por reírme. Lo malo es que tengo que hacerlo por no llorar. Para mi desgracia he heredado el piso de mi madre, y claro como buen potentado que soy, aparte de un chupasangres, que sale por la noche a comerse el pan de los otros que ni estudian, ni trabajan, pero van de botellón… voy a alquilarlo, más que nada porque no puedo con un sueldo mantener los gastos e impuestos que tener otro inmueble me exige. Máxime si quiero tener para la caña y el boquerón, que para más no me da. De copas no hablamos “pa qué” patético sería. Porque yo no sé de dónde saca la gente para esa vida de borrachera y desenfreno jajajajajaja…

Para mí, después de pagar comunidad de vecinos, hipoteca, préstamo que tuve que pedir para el funeral de mi madre, comida, agua, luz, teléfono, gas, tampoco te creas que me queda mucho a día quince. ¡Que digo!, ni a día siete. Pero ya sabemos que a pesar de ser ya pensionista y de no haber podido ahorrar ni un puñetero duro, salvo lo que pago de hipoteca que al final será como un ahorro, nada de nada. Por eso, y porque mi madre hizo lo mismo es por lo que yo hoy puedo tener un desahogo con la renta pequeña de novecientos euros que cobro por alquiler…

No, no es mucho, los gastos son la tira. Es un piso que debe ser como el palacio del Zar de todas las Rusias, ochenta y ocho metros cuadrados, tres habitaciones, cocina, dos baños y salón comedor, urbanización cerrada ajardinada, con piscina, garaje y trastero, ¡alguien da más! ¡chúpate esa Marquesa del pan “pringao”.

Desde el mismo día en que se hizo la partición del testamento de mi madre del cuál soy, también por desgracia, el único heredero, no he hecho más que pagar y pagar. Por eso debe ser que “ya sé bien que estoy afuera, pero el día en que yo no pueda, esos gastos enfrentar, dirá hacienda que quise, tenerlos como “bifes” “pa poder” al pobre explotar… “con dinero y sin dinero”, lo más corriente “sobrevivo como puedo, pero según los de Podemos debo de ser de lo peor, lo peor y lo peor”.

¿Por qué mierda tienes que heredar “tronco”? Parecen pensar, eso es de cerdo capitalista, es cuando me ven con bolsa de billetes, monóculo y traje con pajarita, además de orondo y lirondo, porque no me falta comer en buenos restaurantes de a cuatro estrellas… Ja te tú. ¿Es que quieres ser más que los demás? Pues no, solo quiero tener lo que me pertenece después de que el estado, el notario, el abogado, la administración, hacienda, el Ayuntamiento, la comunidad Autónoma y hasta Rita la cantaora me saque las tripas ¡Cohone! Para repartir las tartitas de los otros los políticos y administraciones son de lo que no hay “Ay ay ay sois de lo que no hay Ay ay ay…”.

Pues sí, en esas estamos, que el legislativo quiere ponerse a legislar y en vez de legislar cosas serias que hace falta legislar, quiere legislar cómo robar el dinero que honradamente han ganado los demás a lo largo de una vida. Porque par comprar un casa hay que pagar religiosamente la hipoteca durante años, mínimo veinte o veinticinco, con lo que te jodes y no vas de botellón y, si me apuras, casi ni de vacaciones de esas de ministro Marlasca, con novia, digo vacaciones de las que valen la pena.

Y es que este gobierno, me recuerda a la canción de Gabi, Fofo y Miliki “había una vez un circo” pero que en vez de alegrar el corazón “que jodía siempre el corazón”. Siempre exprimir, siempre cobrar, siempre sacar impuestos, pon atención que hay que robar al pueblo. ¿Y por qué no dicen? Si total en las próximas elecciones se nos acaba el chollo, ya nos han tomado la medida y mira que han tardado los muy lelos. Todas las decisiones tomadas, cerrar el parlamento, confinar, cerrar negocios, etc., por el pueblo pero sin él, han sido inconstitucionales, o por lo menos la mayoría. Y eso que los comités de expertos solo fueron imaginarios, después de saberlo me he tranquilizado ¡qué susto si hubieran existido de verdad! ¿verdad?.

Pues eso que hay que reírse por no llorar. A ver si en las elecciones muchos votantes se caen del guindo, aunque paguen sus alquileres, y votan otra cosa, porque la izquierda desde el setenta y cinco lleva tres gobiernos y siempre acabamos en la ruina. Por estos motivos como las propuestas de la gente de los partidos de izquierda son graciosas, hoy me ha dado por reírme. Lo malo es que tengo que hacerlo por no llorar. Yo no sé si esta gente que está gobernando sabe algo de cómo hacerlo, aunque sea chapuceramente, me da a mi que no tienen ni puñetera idea, pero vaya, para sacar pasta al pobre ahorrador, empresario o emprendedor, que es un eufemismo que queda que te cagas para no decir empresario, Como diría Gila “arrieritos somos y en las elecciones nos encontraremos”. Corto y cierro, porque a partir de ahora todo lo que me saldría sería demasiado escatológico hasta para Pedro Sánchez y mira que tiene riñones.

Rodolfo Arévalo

Nací en Marsella ( Francia ) en 1954. Viví en diversos países debido a los destinos que tuvo mi padre ( diplomático ). Estudié en colegios franceses hasta la edad de 12 años. Estudié bachillerato y COU en el colegio Nuestra Señora del Pilar de Madrid. Estudié música en el Real conservatorio de música de Madrid, formé parte y pertenecí a varios grupos musicales entre ellos “ Los Lobos “. Creé varios grupos musicales de Pop Rock. Toco el bajo y compongo canciones, música y letra. Estudié Fotografía general y publicitaria, diplomatura (dos años) de cinematografía e Imagen y sonido equivalente a Técnico Superior de Imagen y Sonido. Soy socio Numerario de la SGAE desde el 1978. Pertenezco a la Academia de Televisión. Soy un gran lector de libros de ensayo, divulgación y de vez en cuando novela. En el año 1985 Ingresé por concurso oposición a TVE. Fui ayudante de realización y realizador. En el año 2009 me pre jubilaron muy a mi pesar. En la actualidad estudio programas de tratamiento de imagen. He escrito varios guiones de cortometraje y realizado el que se llamó “ Incomunicado “, tengo otros en proyecto. Soy muy crítico conmigo mismo y con lo que me rodea. Soy autor de las novelas “El Bosque de Euxido” y "Esclavo Siglo XXI publicadas en Ediciones Atlantis. También me gusta escribir prosa poética. Me he propuesto seguir escribiendo novela.

Artículos recomendados

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: