¿Caricaturas por dólares? La vieja Europa echa una mano a los USA mientras el catalán Arturo Mas pasaba por allí

Me alegra esta mañana de nubarrones en lo concerniente a las fronteras de la  política nacional que la revista alemana «Titanic» anuncie para su próximo número una portada de chiste dedicada Mahoma, al profeta de los musulmanes. Un semanario que ya la lío el pasado mes de Julio con el tema de los «Vatileaks«.

Aquí en la Vieja Europa ni tan siquiera los mas extremistas de la sectas de la derecha católica salieron a la calle, a romper nada, porque a un editor se le ocurrió la idea de «dibujar» a Benedicto XVI con una mancha amarilla en su túnica que sugería claramente la idea de una mancha de orina. Estoy seguro que los teléfonos de las embajadas involucradas por la ocurrencia no pararon de sonar aquellos días. Que los servicios secretos organizaron reuniones o encuentros de alto nivel, pero nadie insisto quemó nada.

En cambio, ahí fuera, en los países árabes, el ambiente está que arde y un buen número de muertos dan cuenta del calentón que ha producido una película norteamericana de serie «c» a la que desde ayer se ha unido el semanario francés «Charlie Hebdo».

Una vez mas la experiencia de los disgustos nos debe mostrar la ocurrencia y el dispendio que organizó el impresentable contador de nubes con su «Alianza de las Civilizaciones», porque parece que necesitamos olvidar para no enfebrecer la voladura de los Budas de Afganistán, la prohibición de la música que ejercieron a rajatabla los talibanes y esa cotidiana injusticia que ejercen los extremistas musulmanes con la mujer y las niñas, miles de niñas, que violan muchos barbudos todas las mañanas con el consentimiento paterno de las bodas pactadas.

Temas tan serios para Occidente  como la libertad de expresión y las calumnias se dan la mano otra vez mientras las jaurías fundamentalistas queman banderas y juran muerte, odio eterno. La guerra santa y la venganza de las cruzadas.

Es como lo de lo Arturo Mas pero a gran escala, porque en la pequeña España este tipo de politicastro con atributos de embajada, pide y pide como esos musulmanes con pasaporte español que sueñan con Granada y Córdoba como sus ciudades en las que nuestras hijas van al cole con un pañuelito en la cabeza. Y es que todos tenemos derecho a soñar, pero no chantajear por nuestros deseos. Y eso la vieja Europa lo sabe bien. Lo que falta es que Bernanke riegue con sus dólares calentitos y recién salidos del horno ese paso adelante del semanario francés y, espero que no se achante, de su colega alemán.

Dos pequeños gestos que dan cuenta de la valentía de la caduca, culta y vieja Europa, ya casi sin fronteras salvo, claro está, las que quieren imponer algunos barbudos catalanes iluminados por su «estelada». Que con su salchichón de Vic se lo coman.

Manuel Artero Rueda

Manuel Artero Rueda ha dedicado toda su vida profesional a la televisión en la empresa pública RTVE donde, en los últimos veinte años, y después de haber trabajado como ayudante de producción y realización. ha realizado su oficio de periodista como reportero en el programa Informe Semanal, para el que ha realizado mas de trescientos reportajes. Licenciado por la Universidad Complutense, es autor del libro "El reportaje para televisión un guiño a la noticia" , un práctico temario con el que ha impartido clases tanto en el Instituto Oficial de RTVE como en el máster de periodismo de la Universidad Rey Juan Carlos. Desde el ERE inventado por Zapatero para TVE, dedica su esfuerzo y trabajo esta "La Paseata" un sencillo blog personal que con el paso de los últimos años, se ha convertido en una modesta revista electrónica en la que colaboran un grupo de amigos a los que une el amor a España.

Un comentario sobre “¿Caricaturas por dólares? La vieja Europa echa una mano a los USA mientras el catalán Arturo Mas pasaba por allí

  • el 20 septiembre 2012 a las 12:58
    Permalink

    El fundamentalismo religioso es una forma de poder político disfrazado para ejercer el terrorismo «legal». Hay países (O políticos de ciertos países) que agachan la cabeza y les conceden crédito, cuando ya se sabe que no son sino una partida de seguidores de unas religiones que adecuadas a sus necesidades y placeres. A mí esas fotos del papa no me alteran, pero también habrá fundamentalistas católicos que pondrán su grito en el cielo, pero no saldrán a matar a nadie ni a detonar bombas en embajadas.

    Respuesta

Deja un comentario