Hay que tener “educada” la poca vergüenza: Y mientras, estos gobiernos nos entretienen con gilipolleces. Por Silvia Gutiérrez Oria

El propietario de una vivienda y la persona que ha ocupado el domicilio han hablado cara a cara ante las cámaras de Espejo Público.
El propietario de una vivienda y la persona que ha ocupado el domicilio han hablado cara a cara ante las cámaras de Espejo Público: Poca vergüenza.

“Este flojeras no le “echó huevos” en su país de nacimiento..¡no! le crecen cuando llega aquí. Hay que tener “educada” la poca vergüenza..”

Esto es lo que hay.., “el carro delante de los bueyes” que diría mi abuela… Este “flojo”, caradura y delincuente (seguiría todo el día con los calificativos..😅) pues eso.., que este flojeras no le “echó huevos” en su país de nacimiento..¡no! ¡le crecen cuando llega aquí!

Hay que tener “educada” la poca vergüenza…

Y mientras, estos gobiernos, chorizos con denominación de origen, demagogos, comprometidos con el bienestar, y amparados en la ley que ellos quieren imponer (y que también pagamos nosotros) nos “entretienen” con gilipolleces varias como el patriarcado, la feminización de las palabras o la “violación” en el el lenguaje…


Una de dos: o somos redomadamente tontos y cobardes, o somos tan corruptos y populistas como ellos. Me viene a la boca una frase tan visceral como descriptiva de un actor español ya fallecido ¡A MAMARLA!!

Share on Facebook64Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0Email this to someone
Silvia Gutiérrez Oria

Silvia Gutiérrez Oria

Profesionalmente.., arquitecto de interiores, de pasión creativa , licenciada en sentimientos y emociones. Observadora compulsiva del ser humano, sarcástica de vez en cuando, tímida pero resuelta, y muy intensa. Disidente de la igualdad, ni con el hombre ni con nadie, somos únicos e irrepetibles. Reivindico mi lado más femenino, el más sensual y creo en el derecho a ser frágil, pasional y romántica con la osadía de un gladiador Mi vocación principal es ser mujer, una mujer en búsqueda activa de sí misma y de los valores que de verdad importan. "Soy la mujer que piensa..Algún día mis ojos encenderán luciérnagas" (Gioconda Belli)

Deja un comentario