“Diario de alto secreto, bajo secreto” es una novela acerca de la España actual con la panda de marcianos que nos gobiernan. Por Rodolfo Arévalo

Diario de alto secreto, bajo secreto
Diario de alto secreto, bajo secreto

«Miedo me da, presentar la novela “Diario de alto secreto, bajo secreto” este 16 de Noviembre de 2020, más que nada por la incertidumbre acerca de la asistencia»

Miedo me da, presentar la novela “Diario de alto secreto, bajo secreto” este 16 de Noviembre de 2020, más que nada por la incertidumbre acerca de la asistencia. Y aunque no hay que tener pavor del coronavirus, si se adoptan las medidas de seguridad, esto puede ser un problema. Mucha gente, que de otra manera vendría, no se atreverá. Tampoco es que haya mucha gente que acuda a las presentaciones literarias, salvo que se trate de plumas conocidas, y mira que es una pena.

Un país en que menos del sesenta por ciento de la gente lee, es un país muerto a priori, ni siquiera hacen falta las bombas y balas de la ETA y sus representantes parlamentarios. “Diario de alto secreto, bajo secreto” aunque pudiera parecer una novela de aventuras entre extraterrestres y terrícolas está muy lejos de serlo. “Diario….” es una novela acerca de la España actual con la panda de marcianos que nos gobiernan y en la que se exponen situaciones ridículas sobre las leyes que han elaborado los últimos meses estos ¿señores? ¿Qué gobiernan?

Leyes y normas tan absurdas como exigir que la mujer de el consentimiento explícito a tener relaciones sexuales, vamos que te tienes que acercar a una desconocida y decirle “oyes, cordera, te apetece un buen revolcón guarro muy de podemitas…” o así. Bueno no se sabe si gobiernan o desparraman, día tras día, licuando la democracia que establecimos en el año 78 por votación mayoritaria de la población. Si las actuales juventudes no saben siquiera de la muerte de Blanco a manos de ETA, ¿cómo van a saber absolutamente nada acerca de las mentiras que les vierten desde partidos como PSOE, que parece haber olvidado a sus propios muertos y desde separatistas de Bildu, herederos de la misma ETA. Se dice, se comenta se rumorea, que se venció a ETA, falso y es una falacia y mentira del país en el que se fabrican cada día mentiras nuevas, España.

Abascal leyó la interminable lista de muertos por la acción desalmada de la banda terrorista y no niñitas indefensas, que al parecer en mentes de asesinos eran feroces soldados del estado Español. No contento el Estado Español con haber colocado en el Parlamento Nacional a gente que tiene, sino las manos, sí el alma regada con la sangre que vertieron sus abyectos asesinos, no solo no toma medidas legales para que esta gente no pueda, ni deba estar en los organismos rectores de un estado en el que no creen, ni tampoco en un estado de democracia y libertad en la que tampoco creen. Por esa razón se justifica totalmente que Abascal enumerara uno a uno los asesinados por esta banda terrorista. Olé sus narices al hacerlo, se les tendría que haber caído de vergüenza la cara a los representantes de los terroristas.

Pero no, no caerá esa breva cuando todavía hay gilipollas que jalean a los asesinos cuando salen de la cárcel. Todavía no han comprendido que si no ganan en las elecciones por mayoría no se debe a que estén marcados a fuego por las instituciones del Estado, sino porque lo único que saben hacer en democracia es matar y a continuación el ridículo más espantoso y cruel. Pero estas cosas solo me recuerdan a la canción de los Beatles Eleonor Rigby, que va a trabajar andando por la calle y se cruza con gente vacía sin pensamiento y que no sabe dónde va.

Lo peor de este mundo no es que se sigan doctrinas hábilmente inoculadas vía móvil, en las mentes altamente moldeables de ingenuos jóvenes que creen en que es oro todo lo que reluce. Y más cuando oyen las promesas sin sentido, ni refrendo histórico de estas, a lo largo de todo un siglo. Es muy bonito creerse las milongas de igualdad y bienestar que te cuentan, mientras te desvalijan los pocos euros de los que puedes disfrutar solo para sobrevivir. Que no nenes, que no, que nadie, ni Pablo Iglesias da duros a peseta por muy comunista venido a más rico que sea. Este ya no pertenece al pueblo descamisado y cada día más empobrecido por la voracidad fiscal de un gobierno al que le importa bien poco el pueblo y menos el más pobre, que tanto cacarea cuando se acercan las elecciones. Y los tontos de los votantes vuelven y les vuelven a votar. Quizás se lo merezcan, ellos, no nosotros.

Por eso me da miedo presentar una novela para desgañitarse a reír, viendo como nuestros primos de izquierda , vuelven a meter la mano, la pata y hasta la patita del lobo Pedro metida en harina, para que veamos que es un tierno corderillo. Y aunque no hay que tener miedo del coronavirus, más que el necesario, si hay que tenerlo de este gobierno, que puede ser muy peligroso y andan trasteando por el poder judicial. Estas cosas, no se hacen señores bajo advertencia de que les podría estallar si no una guerra civil si revueltas poco controlables por su inaguantable chulería.

Rodolfo Arévalo

Rodolfo Arévalo

Nací en Marsella ( Francia ) en 1954. Viví en diversos países debido a los destinos que tuvo mi padre ( diplomático ). Estudié en colegios franceses hasta la edad de 12 años. Estudié bachillerato y COU en el colegio Nuestra Señora del Pilar de Madrid. Estudié música en el Real conservatorio de música de Madrid, formé parte y pertenecí a varios grupos musicales entre ellos “ Los Lobos “. Creé varios grupos musicales de Pop Rock. Toco el bajo y compongo canciones, música y letra. Estudié Fotografía general y publicitaria, diplomatura (dos años) de cinematografía e Imagen y sonido equivalente a Técnico Superior de Imagen y Sonido. Soy socio Numerario de la SGAE desde el 1978. Pertenezco a la Academia de Televisión. Soy un gran lector de libros de ensayo, divulgación y de vez en cuando novela. En el año 1985 Ingresé por concurso oposición a TVE. Fui ayudante de realización y realizador. En el año 2009 me pre jubilaron muy a mi pesar. En la actualidad estudio programas de tratamiento de imagen. He escrito varios guiones de cortometraje y realizado el que se llamó “ Incomunicado “, tengo otros en proyecto. Soy muy crítico conmigo mismo y con lo que me rodea. Soy autor de las novelas “El Bosque de Euxido” y "Esclavo Siglo XXI publicadas en Ediciones Atlantis. También me gusta escribir prosa poética. Me he propuesto seguir escribiendo novela.

Deja un comentario