Tú, pensionista, tienes la palabra…

TÚ, PENSIONISTA…
Tú, pensionista, tienes la palabra…

“La Constitución dice: Los poderes públicos garantizarán pensiones adecuadas y periódicamente actualizadas”

 

Mientras el pensionismo español sufre en sus carnes la angustia de la cuasi congelación de las mismas desde hace ya diez años, con el más que inquietante futuro de su paga, tras una larga vida de esfuerzos y tributaciones conforme a la presión de las leyes, cada día más crueles contra los que más se han dejado atrás, me llega un whatsapp con el dibujo de un pensionista con la bayoneta calada y en el que se lee: “Para vender sus fondos de pensiones quieren enfrentar a trabajadores con pensionistas”. Se añade en el mismo: “Que no te engañen, mi pensión la estoy pagando yo. Tú estás pagando la tuya”. Y dice más adelante: “Las pensiones no son una limosna. Son las aportaciones realizadas por el trabajador a lo largo de su vida productiva para continuar recibiendo un ingreso mensual después de su jubilación”.

 
Una pensión que este año, como el pasado, ha registrado un miserable incremento de un 0.25% cuando las pensiones son uno de los más firmes logros, compromisos y apuestas de la Comunidad Europea, en un acto de justicia. Destaquemos aquí el artículo 50 de la Constitución española: “Los poderes públicos garantizarán mediante pensiones adecuadas y periódicamente actualizadas, la suficiencia económica a los ciudadanos durante la tercera edad”.

 
Si ya estás amortizado, pensionista, si ya has contribuido con treinta o cuarenta años al voraz y desquiciante panorama recaudador de quienes nos flagelan desde los Gobiernos, ayer, el PSOE, hoy, el PP, sangrando permanentemente al probo ciudadano pensionista, desde ese estado que algunos denominan del bienestar, te rompen la crisma, poco a poco, entre el encogimiento de las pensiones, hasta el escalofrío y angustia…

 
Hace unas semanas, pensionista, te han vuelto a subir un 0,25%, mientras el IPC se dispara, los precios galopan a hacia lo alto y tú, con tantos años de trabajo, te vas encogiendo porque te llevan del ronzal los que están instalados en la mamandurria.

 

“¿Por qué vives, pensionista? ¿No te das cuenta que sobras, que ya no te necesitan los de la mamandurria, cada día más inmorales y avaros y menos humanos?”

Sigues perdiendo poder adquisitivo, pensionista, pero desde el poder institucional, Gobierno, Autonomías, Diputaciones, Ayuntamientos, Parlamentos varios, empresas públicas, obras faraónicas, inventos y saraos, de los que viven de los dineros públicos y tiran con la pólvora del Rey, y mamoneos, tipo Pujol, se resquebraja cada día un poco más ese Estado que no se desvive por el pensionismo, todo un problema de armas tomar. Por el panorama nacional 350 diputados nacionales, 266 senadores, miles de concejales, cientos de diputados provinciales, cientos de parlamentarios regionales, miles de asesores, además de los funcionarios, otros miles enrolados como personal de confianza…

 
El pensionismo tiembla mientras ningún partido político ha sido capaz de hablar alto y claro. Y apostar por una reducción rigurosa del despilfarro canalla de la tropa política, bien aculada en los aterciopelados sillones, que regentan aquellos que el humorista José Luis Coll denominaba como “administraidores” en su libro “El Diccionario de Coll”: “Aplícase al que maneja los bienes de un señor o entidad y se queda con una buena parte de ellos”.

 
Unos mínimos ejemplos: El pavoroso crecimiento y derroche de las autonomías, sin que se desmontara ningún organismo oficial. Otro ejemplo: Los miles de millones de euros que se han evaporado: Pujol (con 3000 millones de euros en paraísos fiscales, 3000, sí, según el periódico “El Mundo”), y por ahí se anda tan campante el ex molt honorable, o los sangrantes casos, que probablemente acaben durmiendo el olvido, como son los Eres de Andalucía, con cifras mareantes y el protagonismo estelar de  el trinque del 3% de comisión de los gobiernos de Cataluña, el Caso Gürtel, con cifras escandalosas, la trama Púnica, con datos escalofriantes, con Ignacio González, ex presidente de la Comunidad de Madrid, que ha pasado muy levemente por el presidio, como levemente pasó por el trullo Jaume Matas, ex ministro y ex presidente de Baleares, el Caso Palau, en el que se acaba de condenar a Convergencia Democrática de Cataluña al pago de 6.6 millones de euros por tráfico de influencias, o los casos que andan en esas vías semimuertas con el desmoronamiento de Caixa Cataluña, bajo el mandato de Narcís Serra, ex ministro de Economía, de Bankia, que puso en marcha Miguel Angel Fernández Ordóñez, con Rodrigo Rato, ex vicepresidente del Gobierno, en la cuerda floja, y con una petición de cuatro años y medio de cárcel, con el caso Urdangarín, ex duque de Palma, cuñado del rey Felipe VI, yerno del rey emérito Juan Carlos, que se pasea con manifiesta tranquilidad en medio del paisaje suizo sin mayores agobios… O aquellos 2,7 millones de euros que, procedentes de subvenciones, se repartieron los líderes mineros asturianos de UGT, tal como contaba “El Mundo” en junio pasado…

 
Más: Solo la Comunidad Autónoma de Cataluña con el Estado asciende a más de 50.000 millones de euros (cincuenta mil), que de devolverse, como sería menester, solventaría un tiempo el problema de las pensiones, y para cuyo pago días pasados la Seguridad Social tuvo que solicitar un préstamo de 15.000 millones de euros al Tesoro. O cómo el 7 de septiembre pasado podíamos leer en el periódico “Expansión” que “El Banco de España da por perdidos 40.000 millones concedidos a la banca durante la crisis”. Y, mientras, las puertas giratorias de la vida política siguen abriéndose para acoger a miembros del especimen político.

 
Más: El pasado 4 de noviembre el periódico “Okdiario.com”, que dirige Eduardo Inda, publicaba que “La Guardia Civil sospecha que la empresa del cuñado de Artus Mas, Joan Antoni Raskonik, ha participado en la creación del servicio de espionaje de la Generalitat, el llamado CNI”, mediante contratos de la Generalitat, seguimos leyendo en el diario, que suman más de 400 millones de euros extraídos de las arcas públicas.

Más: EL Gobierno de España acaba de liberar siete millones de euros, para continuar subvencionando a medios de comunicación golpistas, como es el caso del periódico digital “Catalonia Today”, en inglés, creado en su día por Carles Puigdemont, y que ahora dirige su mujer, Marcela Topor…

Mas: La Justicia acaba de exigir a Artur Mas el desembolso de 5,2 millones de euros, como fianza por el referéndum ilegal del 1-N-2014, y las asociaciones Omnium Cultural y Acción Nacional Catalana, subvencionadas por la Generalitat, cuyos máximos dirigentes, los Jordis, andan en la cárcel, han hecho frente a buena parte de la misma, con un par… Por cierto, el golpista y traidor Artur Mas, dispone de una pensión de 110.000 euros oficiales, despacho, secretaria, coche oficial, mientras se cierne sobre el mismo un panorama judicial de cercanías presidiarias… Claro que igual que Artur Mas, en lo que se refiere al ámbito de los lujosos pensionados por los impuestos de todos los españoles, se encuentran cientos de ex altos cargos en esta España de crueles diferencias, distinciones sociales, de Consejos de Administración de la nada, solo para pagar señaladas cantidades a expolíticos… Pasea, lector, por los Consejos de Telefónica, Iberia, Banco de España…

 
Pero como tú, pensionista, dejes un minuto el coche en la puerta de una farmacia de urgencia y tengas la mala suerte de que pasen los municipales, comenzarás un largo calvario de notificaciones, cartas certificadas, embargos y…

 
¿Por qué vives, pensionista? ¿No te das cuenta que sobras, que ya no te necesitan los de la mamandurria, cada día más inmorales y avaros y menos humanos? Perdón. Les estorbas, simplemente, porque en este país de acogida que es España, ya hay nueve millones largos de trabajadores que se han dejado una pila de años intentando labrar su futuro. Y cuyo panorama, sin embargo, cada día se muestra más aterrador…

 
¿Para qué, se pregunta uno, tanto esfuerzo de la ciencia y de la medicina tratando de alargar una vida que otros ya van tratando de amortizar, por otras vías, sin complejos ni culpas?

 
Sorprende que ningún partido político, de esos que tanto braman a la hora del voto, ni sindicato alguno, en esta España difícil y complicada, mareante y preocupante, en esta hora de cruzada de banderas, tan lamentable, haya tenido la gallardía de intentar defender, siquiera sea un mínimo, a la España del pensionismo. Pero sí que le han abierto las puertas a otros…

 
Y nunca olvides, pensionista, que los dineros que has perdido en las decisiones de los Gobiernos y el silencio de la oposición, ya, jamás, volverán a abonártelos…

 
¿Es esta la España, en la que, según escuchábamos en un mensaje navideño al Rey, y tal como hemos oído y leído en numerosas ocasiones a miembros de la vida política, la justicia es igual para todos?

 
Tú, pensionista, tienes la palabra…

NOTA: El artículo TU, PENSIONISTA es obra de Jyan de la Cruz y de Angel Ruiz Cano-Cortés, ex letrado de Telefónica.

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0Email this to someone
Juan De la Cruz

Juan De la Cruz

Como redactor en Televisión Española presenté el Programa Informativo "Desde la bola del mundo”. Cronista parlamentario y director de "Las Cortes de España", antes de asumir la responsabilidad de dirigir los Centros Territoriales de TVE en Navarra, Extremadura, Madrid, Castilla-La Mancha y del Centro de Producción de Programas de TVE-Canarias. Soy autor de las novelas “Tierra de silencio”, sobre el fenómeno migratorio de Extremadura y “El rabadán de Extremadura”, de la biografía “Rafael Ortega, la alfarería como Arte Mayor”, publicado por la Junta de Extremadura y coautor de la “Guía de la Sierra de Gata”. En la actualidad colaboro en el periódico "Extremadura" y en el periódico digital extremeño "Región Digital".

Deja un comentario