Sacar adelante a tus hijos no es tarea fácil con tanta calva subvencionada. Por Rodolfo Arévalo

Sacar adelante a tus hijos no es tarea fácil con tanta calva subvencionada. Ilustración de Tano y Phi
Sacar adelante a tus hijos no es tarea fácil con tanta calva subvencionada. Ilustración de Tano y Phi

“También eras consciente de que con las fuerzas de policía no hay que enfrentarse porque están ahí para que haya orden público”

A veces esperamos que el nuevo día sea como aquellos de nuestra juventud. Bien, estábamos bajo la dictadura de Franco sí, pero puedo jurar que se vivía un ambiente de libertad bastante mejor que el de ahora. Nadie tenía miedo de pasear por las calles por la noche, los carteristas eran eso, carteristas, que con elegancia te quitaban la cartera y no atracadores a punta de navaja. Había locales en los que podías tocar canciones de protesta y nadie te llamaba la atención, salvo que te pasaras tres pueblos. Las señoras y señoritas lo eran, podías abrirles la puerta del coche, o dejarles la chaqueta si hacía frío y ninguna te mandaba a freír espárragos con aires destemplados. Sabías agradecer el que alguien te ayudara en la calle y te levantabas para dejar sentarse en el autobús a los viejos y embarazadas. También eras consciente de que con las fuerzas de policía no hay que enfrentarse porque están ahí para que haya orden público. Y respetabas a los mayores que podían llamarte la atención si hacías gamberradas. Tu por otra parte ayudabas a personas ciegas a cruzar la calle o llevabas la bolsa de la compra de una persona mayor hasta su casa.

“Estudiabas bien y mucho porque tenías que labrarte una vida de adulto en la que tener tu propia familia y luego hijos, ser un animal humano que nace crece se multiplica y muere”

Y mil cosas así. Estudiabas bien y mucho porque tenías que labrarte una vida de adulto en la que tener tu propia familia y luego hijos, ser un animal humano que nace crece se multiplica y muere, probablemente sin otro sentido, ¿pero te parece poco? Sacar adelante a tus hijos no es ninguna tontería. Era una sociedad amable, mucho más amable que ésta. Podías incluso fiarte de la gente en general cuando llegabas a un acuerdo de cualquier tipo. Hoy todo eso ya no es así. No existe esa sociedad, se ha vuelto de un egoísmo atroz parece que todos seamos jóvenes en celo procurando tener hembra o macho placentero para gozar, que no procrear. ¡Uy¡ Que coñazo, que responsabilidad.

“Sirven de altavoces los medios de comunicación, muchos de ellos al servicio de esas personas retorcidas y manipuladoras”

No, no es responsable una sociedad que ni siquiera sabe a dónde va y lo que quiere. Todo se ha viciado, retorcido, estropeado y ha caído por la ladera de la desfachatez. La impostura y los fascismo de izquierda radical e incluso aunque menos aparentes de derecha radical. También estamos en manos de farsantes que con mucho poder nos venden cuentos chinos en cuanto a comportamiento y estructuras de país. Sirven de altavoces los medios de comunicación, muchos de ellos al servicio de esas personas retorcidas y manipuladoras que hacen que casi todos, la gran mayoría tengan un pensamiento igual, imbécil y bobalicón.

Amplificadas imágenes y propagandas que hacen que vivamos en un mundo que nos lobotomiza con la alegría “Ja te tú” de tener un teléfono móvil de ultima generación, aunque no tengamos donde caernos muertos. Que creamos en una falsa realidad creada por manipuladores de sentimientos y conocimientos, una felicidad de burbujas de plástico que envuelve nuestra maltrecha democracia y que nos dedicamos a estallar entre los dedos.

“Qué bonito, lecciones de masturbación y técnicas de manipulación del clítoris que solo alguna tonta baba no sabía”

Qué bonito, lecciones de masturbación y técnicas de manipulación del clítoris que solo alguna tonta baba no sabía. Ah¡ Ah¡ Ah¡ Aleluya… cuanto imbécil que anda suelto. Que sociedad de infantilidad total va a heredar este mundo en decadencia, seguro que la que lo perderá, no están preparados ni para sacarnos del pozo de aburrimiento en que se encuentran, ni de rescatarla de las gumías cercanas que nos vigilan. Ni tan solo lo imaginan ni cuentan con ello en esta jauja en que viven. Que malos somos que no queremos que nos colonice el Islam y nos subyugue como civilización.

Tan poco son conscientes de la desaparición total de la probabilidad de trabajar. El trabajo lo usurparan los robots que trabajan cien veces más y mejor y encima no cobran. Despertad, el mundo tal como lo conocemos está a punto de desaparecer, los seres humanos viejos y jóvenes andan dormitando y soñando el día en que los hombres volverán a ser hermanos, sin darse cuenta de que aunque sea de manera virtual, ya no lo es y no puede seguirlo siendo, está roto, se puede intentar arreglar, pero queda ya muy poco tiempo. Tenemos un gran riesgo de desaparecer como cultura y sociedad si no reaccionamos. Quizás sea ya demasiado tarde.

Rodolfo Arévalo

Nací en Marsella ( Francia ) en 1954. Viví en diversos países debido a los destinos que tuvo mi padre ( diplomático ). Estudié en colegios franceses hasta la edad de 12 años. Estudié bachillerato y COU en el colegio Nuestra Señora del Pilar de Madrid. Estudié música en el Real conservatorio de música de Madrid, formé parte y pertenecí a varios grupos musicales entre ellos “ Los Lobos “. Creé varios grupos musicales de Pop Rock. Toco el bajo y compongo canciones, música y letra. Estudié Fotografía general y publicitaria, diplomatura (dos años) de cinematografía e Imagen y sonido equivalente a Técnico Superior de Imagen y Sonido. Soy socio Numerario de la SGAE desde el 1978. Pertenezco a la Academia de Televisión. Soy un gran lector de libros de ensayo, divulgación y de vez en cuando novela. En el año 1985 Ingresé por concurso oposición a TVE. Fui ayudante de realización y realizador. En el año 2009 me pre jubilaron muy a mi pesar. En la actualidad estudio programas de tratamiento de imagen. He escrito varios guiones de cortometraje y realizado el que se llamó “ Incomunicado “, tengo otros en proyecto. Soy muy crítico conmigo mismo y con lo que me rodea. Soy autor de las novelas “El Bosque de Euxido” y "Esclavo Siglo XXI publicadas en Ediciones Atlantis. También me gusta escribir prosa poética. Me he propuesto seguir escribiendo novela.

Artículos recomendados

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: