XVII. La insoportable vecindad: Las luces de la Candelaria y las sombras negras de los iluminados sin luces. Por Manuel Artero

Entre la gente que sabe y los iluminados que se creen sabelotodos, entre los inteligentes que dudan y los estúpidos seguros de cada una de sus frases, existe el mismo recorrido que une a la Puerta del Sol con las antípodas o lo que todavía es de mas largo recorrido, por la consideración metafórica y de las ideas que lo impregna, desde la olla a presión de los sentimientos hasta el puchero en el que cuecen a fuego lento los debates de la razón

Leer más

Mi derecho a balar con la misma Libertad de expresión con la que quieren acabar con la la Venus de Bottcelli. Por Rodolfo Arévalo

Me hace gracia esto de internet y de la gente puede matarse a exabruptos y mariconadas por el estilo, pero el gran papá solo interviene, cuando se muestran frases o imágenes de tipo sexual contra la libertad de expresión

Leer más

La tortura en el Gulag de lo políticamente Correcto: Biografías ejemplares. Por Rodolfo Arévalo

Ojo con lo que dices y ojo con lo que haces, que vas derechito al Gulag de lo políticamente correcto y la posverdad en esta nueva democracia

Leer más

De la maldita imposibilidad de llamar en España a las cosas por su nombre: Podemos y el patio de Monipodio

La falsedad y el teatro de tercer orden se han adueñado de la sociología política española, en nuevo patio de Monipodio, en la que ya parece imposible llamar a las cosas por su nombre. Un carestía ética de la que los políticos en primer lugar, y los periodistas como viles segundones, tienen todas las papeletas del gran premio de la irresponsabilidad. Y quizás, sean la ideología o los bolsillos agradecidos las principales vendas que oscurecen el raciocinio, y hasta la sensatez, de aquellos que gastan todo su tiempo en proclamas desde los púlpitos mediáticos. Ahí están las cadenas privadas La Cuatro y la Sexta como ejemplos del nuevo paradigma entronizado en torno a Podemos y su indiscutible líder carismático Pablo Igle

Leer más