Izquierdas mentirosas y sectarias frente al futuro, España y el Centro Derecha resistente. Recuerden caras y siglas al votar

 el PSOE, junto a Podemos, se ha reido de los tres millones de firmas y de las victimas y ha rechazado la petición de endurecimiento de la prision permanente del PP y PSOE. Recordemoslo cuando votemos.
El PSOE, junto a Podemos, se ha reído de los tres millones de firmas y de las victimas y ha rechazado la petición de endurecimiento de la prisión permanente del PP y PSOE. Recordemoslo cuando votemos.

 

“Mientras el Partido Popular sigue gobernando, inasequible al desaliento frente al machaque que sufre desde las  izquierdas e incluso de su derecha, otros revolotean alrededor cuál cuervos carroñeros”

 

 Mientras el Partido Popular sigue gobernando, inasequible al desaliento frente al machaque que sufre desde las  izquierdas e incluso de su derecha, otros revolotean alrededor cuál cuervos carroñeros intentando arrebatarles la credibilidad. Pero como carecen de elementos reales con los que combatir sus políticas, usan de falsedades y mentiras, algunas corrupciones que en su día fueron depuradas y que por el mal funcionamiento de la justicia se dilataron en el tiempo, véase también la corrupción del PSOE y demás partidos que así también lo atestiguan.

Más que propuestas de gobierno cacarean ataques sin base, ni razón, con la totalmente irreal posibilidad de obtener resultados. Es más pienso y ante todo lo que a diario sucede en la península que esos ataques acaban volviéndose contra los atacantes. La población Española, en general no es idiota creo yo. Puede que algunos carezcan de la formación y educación suficientes para entender las frases elaboradas con cierto contenido, pero eso no quita para que la gran mayoría, un setenta por ciento no demuestre día a día ser inteligente.

“Dejarse engañar a estas alturas de la historia humana por batallitas de opereta Comunistas y Socialistas radicales, que perdieron el tren de la historia a finales del siglo XX, está totalmente fuera de lugar”

Dejarse engañar a estas alturas de la historia humana por batallitas de opereta Comunistas y Socialistas radicales, que perdieron el tren de la historia a finales del siglo XX, está totalmente fuera de lugar. Porque todo aquello quedó, para la gran mayoría de las personas de bien, muerto y enterrado bajo los escombros del muro de Berlín. Algunos intentan no sufrir la asonancia de las religiones políticas que defendieron en su momento, habiendo malgastado casi toda su vida en proyectos que no solo no son realizables, ni viables, si no también tienen una absurda y de cruel aplicación. No pueden sus posaderas reposar tranquilas sabiendo que su vida se basó en la defensa de políticas, no erróneas, no, si no más bien irreales y contra natura.

Las izquierdas están obsesionados por este tema y tratan de animar a nuevas generaciones, que no tienen la suficiente experiencia y conocimiento, en la defensa de teorías yermas que solo conducen inexorablemente a la ruina, el odio y la putrefacción social. Esas que crean una sociedad desestructurada en la que la delación del amigo, del padre, de la madre, de los hermanos y del vecino, estuvieron y estarían presentes de ser aplicadas de nuevo a esta sociedad. Las pruebas nos las dan las degradadas sociedades que han mantenido a sangre y fuego esas teorías absurdas del igualitarismo por encima de la libertad.

Por todo lo antedicho no es de extrañar que una gran mayoría de los Españoles, ante horrorizados nostálgicos del guerra civilismo, como en el pueblo de la cruz retirada Callosa ( y no es que me preocupe la retirada, si no el asalto a la libertad), se estén desplazando hacia políticas liberales y de libertad. Es evidente que el camino de la justicia social es difícil, pero siempre es más fácil en los grupos que crean riqueza suficiente como para que empiece a llegar a las clases más desfavorecidas.

Por eso es por lo que ahora una gran mayoría de jóvenes ha dado la espalda a las izquierdas y se han tornado mucho más pragmático y con deseos de votar políticas que tienden a la libertad de todo, de mercado, de pensamiento, de prensa y de libertad de información. Pueden estas izquierdas retrógradas chillar, gritar y hasta patalear que no van a conseguir volver a tener el inicio de esplendor y de oropel que tuvieron en los años setenta, ochenta y noventa, jamás llegaron ni a la categoría de alpaca. A reinventarse pues, y no vertiendo mierda contra los demás erigiéndose ellos en paladines de la autentica moral; que no lo son.

 

 

 

Más bien me inclino a pensar que lo son de la inmoralidad de la mentira, la envidia y el engaño. La sociedad ya se está escorando al lugar del que nunca debió salir, el centro derecha. Pero ojo no hagáis caso a los cantos de sirena de los que se autodenominan centro derecha, bajo denominaciones envolventes y de la Revolución Francesa, ocultando bajo sus sobacos políticas renegridas y muchas veces pactadas con la izquierda impresentable, no la socialdemocracia. Es una pena que ésta, la socialdemocracia se haya dejado robar los valores y bondades que tuvo por la reata pastueña que quiere que todo sea del Estado, para así tener unos pesebres más grandes en los cuales poder alimentar a sus, ya por fortuna, menguantes bases. Pues eso, Adelante Partido Popular, al parecer resto de lo que fue una España demócrata, unida, sin odio y libre.

Share on Facebook366Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0Email this to someone
Rodolfo Arévalo

Rodolfo Arévalo

Nací en Marsella ( Francia ) en 1954. Viví en diversos países debido a los destinos que tuvo mi padre ( diplomático ). Estudié en colegios franceses hasta la edad de 12 años. Estudié bachillerato y COU en el colegio Nuestra Señora del Pilar de Madrid. Estudié música en el Real conservatorio de música de Madrid, formé parte y pertenecí a varios grupos musicales entre ellos “ Los Lobos “. Creé varios grupos musicales de Pop Rock. Toco el bajo y compongo canciones, música y letra. Estudié Fotografía general y publicitaria, diplomatura (dos años) de cinematografía e Imagen y sonido equivalente a Técnico Superior de Imagen y Sonido. Soy socio Numerario de la SGAE desde el 1978. Pertenezco a la Academia de Televisión. Soy un gran lector de libros de ensayo, divulgación y de vez en cuando novela. En el año 1985 Ingresé por concurso oposición a TVE. Fui ayudante de realización y realizador. En el año 2009 me pre jubilaron muy a mi pesar. En la actualidad estudio programas de tratamiento de imagen. He escrito varios guiones de cortometraje y realizado el que se llamó “ Incomunicado “, tengo otros en proyecto. Soy muy crítico conmigo mismo y con lo que me rodea. Soy autor de las novelas “El Bosque de Euxido” y "Esclavo Siglo XXI publicadas en Ediciones Atlantis. También me gusta escribir prosa poética. Me he propuesto seguir escribiendo novela.

Deja un comentario