El bazar del mercachifle con las estampas de Linda Galmor: Del engendro y bicho sólo se conoce el nombre, separatismo

¿De qué galaxia viene el engendro? ¡Quién sabe! Sólo se conoce su nombre: SEPARATISMO

 

 

Los simpáticos chicos de los Comités de Defensa de la República les desean Feliz Semana Santa
Los simpáticos chicos de los Comités de Defensa de la República les desean Feliz Semana Santa. Ilustración de Linda Galmor

 

 

Lo peor del FANATISMO SEPARATA

empezó a jodernos la Semana Santa:

Los más sectarios y violentos

apedreando policías y cortando carreteras;

olvidan que sembrados ya los vientos,

más pronto que tarde las tempestades llegan.

Después vendrán los lamentos:

NADIE HABRÁ TIRADO LA PRIMERA PIEDRA.

Alien, el octavo pasajero. Pobre Barcelona. Ilustración de Linda Galmor
Alien, el octavo pasajero del separatismo. Pobre Barcelona. Ilustración de Linda Galmor

 

 

Los COLGADOS que nos muestra Linda

-en actitud entre beatífica y santurrona-

son, ellos mismos, las primeras víctimas

del ALIEN que se cierne, amenazante, sobre Tractoria.

¿De qué galaxia viene EL ENGENDRO; qué ha cabreado AL BICHO?

¡Quién sabe! Sólo se conoce su nombre: ¡SEPARATISMO!

Los indepes escoceses convierten a la Ponsati en hada madrina. Ilustración de Linda Galmor
Los indepes escoceses convierten a la Ponsati en hada madrina. Ilustración de Linda Galmor

 

 

Y voy a seros franco, señores de la falda:

Os podéis meter en el puto culo a Clara!

Nuestro triunfo no reside en esa lamentable babosilla:

con meter en la trena a Puigdemont ya la pena se nos quita.

Vosotros seguid haciendo el gilipuertas;

que el Brexit ya os cerró NUESTRAS PUERTAS!

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0Email this to someone
guirong fu

guirong fu

Tengo 60 tacos; es decir, una linda juventud... prolongada. Catalán y ESPAÑOL de Barcelona, en donde ahora vivo feliz, pues, TENIENDO SALUD, no me falta de nada. Guirong Fu, en Twitter, decidí hacerme llamar; y todos saben que es Nietzsche quien puse en mi avatar. No hay en mí afán de ocultamiento, pero va con mi talante el anonimato. De otra suerte, aunque les pusiera mi retrato, no habrían de reconocerme ustedes un pimiento. Den todos por bien seguro, sin embargo, que, siempre que se trate de defender MI DIGNIDAD y EL HONOR de quienes me honran con su amistad, no habré de ocultar de mí ni un solo dato. ¿Mis intereses? Los mismos que siempre tuve: El humanismo, la buena literatura y el ámbito entero de la psicología. Y aunque en la política no siempre demasiado me entretuve, los años me han llevado a querer tomarle la medida: Me duele su arbitrariedad, su falta de sentido común, sus dislates. Su ambición soez, su arrogancia, su desvergüenza, su hipocresía. Me indigna que me deslumbre con sus lindos 'escaparates' y que cuando entramos a 'comprar' no nos dé más que porquería.

Deja un comentario