(y 3) Deshaciendo falsedades: En Barcelona todos querían acabar con la tiranía y el terror bajo la estrella roja. Por Nacho Rodríguez Márquez

En Barcelona todos querían acabar con la tiranía y el terror bajo la estrella roja
En Barcelona todos querían acabar con la tiranía y el terror bajo la estrella roja

“Y llegamos al canalla de Companys, con  las tropas nacionales  apostadas en el Tibidabo. Como un cobarde, además de asesino, huyó de Barcelona”

Y llegamos al canalla de Companys, con  las tropas nacionales  apostadas en el Tibidabo. Como un cobarde, además de asesino, salió de Barcelona en la madrugada del 24. No le importó dejar a los ciudadanos y a los que creían de verdad en sus ideales. Les abandonó arteramente, incluso aportó algún parte de guerra falso, asegurando que las tropas fieles a la República seguían luchando con denuedo. Una mentira tras otra. Se sigue simulando una defensa férrea. Pero los dirigentes se hallan muy cerca de la frontera. Auténticos canallas hipócritas. Imprescindibles al respecto las aportaciones de Javier Barraycoa además de la recomendación de lectura de la revista Razón española.
Se sabe  que en el lado frentepopulista quien mandaba era el Komintern soviético y la mano ejecutora era el PCE, Partido Comunista de España, que recibió la terrible orden de arrasar totalmente la Ciudad Condal, dinamitarla antes de que entrasen las tropas nacionales. Una orden que no se cumplió gracias al valor y la inteligencia del que era, en ese año 1939, Consejero de Obras Públicas, Miquel Serra, que dilató la orden de “todo destruido”, típico de los soviéticos.
Esa tardanza en ejecutar tan terrible orden, dio lugar a la llegada de las fuerzas nacionales que evitaron tamaño disparate. El Partido Comunista Español y la Internacional Comunista tenían previsto demoler también las grandes fábricas barcelonesas.
El último en abandonar la ciudad fue su alcalde Hilari Salvador, a quien sucedió, de forma temporal y por unas pocas horas, el día 26 de Enero de 1939, el teniente de la Legión Víctor Martínez. Caso curioso que fuese un oficial de La Legión quien primero ocupase, tras la liberación, el cargo de Alcalde de Barcelona.
Existen numerosos documentos que avalan la tesis  de que jamás fue una gloriosa y heroica caída  sino un paseo triunfal lleno de jubilo y entusiasmo por parte de la mayoría del pueblo barcelonés. Todos querían acabar con la tiranía y el terror bajo la estrella roja. Fueron momentos de emoción intensa La gente lloraba sí, pero de alegría y llenos de esperanza. Nadie en su sano juicio podrá manchar ese sentimiento de felicidad que tuvieron los catalanes  en ese glorioso día. en que las tropas nacionales reconquistaron Barcelona.
Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0Email this to someone
Ignacio Rodríguez Márquez

Ignacio Rodríguez Márquez

Un todo terreno en la televisión : Productor,realizador, director ,guionista y comentarista deportivo durante 35 años en TVE siendo el que más transmisiones ha comentado y mas disciplinas deportivas ha narrado . Licenciado en Ciencias de la Información y Técnico Superior en producción y programación. Ex entrenador y jugador profesional de baloncesto. Premio Talento de la Academia de las Artes y las Ciencias de la Television. Medalla de oro en 12 Campeonatos de España de esgrima veteranos y Tesoro Vivo de la Televisión por la UNESCO

Deja un comentario