Desde el que fue país de las maravillas, Miguel Bosch: Acabaremos todos enfrentados

Desde el país de las maravillas, Miguel Bosch
Desde el país de las maravillas, Miguel Bosch

 

“Si no impera la razón y el Estado español continúa engañando al ciudadano sin realmente aplicar el 155 acabaremos todos enfrentados”

Este domingo me despertaron de mañana temprano con gritos justo al pasar por mi puerta, como si yo pudiese liberar a un chorizo y golpista, como si yo no tuviera derecho al descanso por ser y sentirme español en este país de las maravillas que fue Cataluña y que no es tan maravilloso, sobre todo cuando gente de tu localidad, tus vecinos te abuchean delante de tu esposa y tu hijo. Aquí la verdad es que no somos tan bien recibidos como los inmigrantes, y claro está, no tengo tampoco una subvención como ellos: Padezco la españolitis social por parte de instituciones y vecinos que arropan el suicidio del Estado español.

No, no me parece tan maravillosa mi comunidad, no para quienes pensamos de manera diferente, y no sufro por mi persona, sino por la basura y violencia que arrojan contra mi esposa y mi hijo. Pregunten sino al señor diputado Girauta qué le ocurrió a su esposa este lunes, en lo que dicen ser la “normalizada Cataluña” que es como se califica desde las portavocías oficiales de los miembros del gobierno y los medios de comunicación manipulados de estos, sí, sí, porque en este país que fue de las maravillas no son solo los canales del golpismo los manipuladores.

Aún así y todo, desde nuestro corazón  luchamos para que Cataluña sea de todos los españoles.  Si no impera la razón y el Estado español continúa engañando al ciudadano sin realmente aplicar el 155 acabaremos todos enfrentados, y quizás (como en alguna ocasión hemos referido) eso es lo que desean. 

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0Email this to someone
Miguel Bosch

Miguel Bosch

Padre de familia, un ciudadano de a pie más, pensionista, nacido en la Comunidad española de Cataluña, tratado como ciudadano de segunda y extraño en mi tierra, non grato en el Parlament de Cataluña. Español antes que de un partido. Soy oveja de un pastor, y llevo cinco años trabajando el #12OBcn por la unidad.

Deja un comentario